Pasar al contenido principal
x

Llama Arzobispo de Antequera-Oaxaca a tratar con respeto a las mujeres

El arzobispo de Antequera-Oaxaca, Pedro Vázquez Villalobos llamó ayer a los católicos a tratar bien y con respeto a todos sus hermanos sin distinción alguna, especialmente a las mujeres.


“No hagamos distinción de personas, porque todos somos hijos de Dios”, afirmó durante la homilía de la misa dominical, oficiada en la Catedral de Nuestra Señora de La Asunción.


El mitrado aseguró que los creyentes no deben hacer distinción de personas, sino tratar a todos por igual, porque delante de ellos está un hijo de Dios.


“Su grandeza no está porque anda vestido elegantemente, porque trae una corbata, un traje de fiesta, unas alhajas, porque es un servidor público. A ese servidor público atiéndelo, pero atiende igual a este humilde indígena que viene contigo para tratar algo de su situación personal, familiar o comunitaria”, anotó.


Sostuvo que los católicos necesitan tratar a sus hermanos con el respeto merecido, pues así todos se sentirán valorados.


“Cuántas personas van creciendo y se sienten que no son valorados. En nuestra misma casa, hacemos distinciones a veces, entre los hijos, entre los hermanos. No se trata de la misma forma al que es hombre y al que es mujer”, añadió.


Incluso, observó que en la realidad oaxaqueña no se trata igual a la mujer, porque muchos siguen pensando en una condición de un ser de segundo grado.


“¿No es eso hacer distinción de personas?”, cuestionó.


También, subrayó que la casa, los hijos no se sienten igual de tratados, porque este es agradable y este no, por ser este muy bueno y el otro desordenado, o por este inteligente y el otro con poca capacidad.


“Después, no nos lamentemos, porque este hijo, al que no estamos valorando por igual, crezca y sea un desilusionado de la vida, porque nosotros no supimos darle el lugar que se merecía y el respeto que se merecía”, añadió.


Además, pidió a los creyentes a utilizar los oídos y aprender a escuchar la Palabra de Dios y a escuchar al hermano.


“A veces están tapados nuestros oídos y no por tener bastante cerilla, pero oyen y no escuchan”, recalcó.


De la misma manera, convocó a los católicos a utilizar sus labios para dar una palabra de aliento, para dar un agradecimiento, para bendecir y para alabar las acciones de sus hermanos.


“No las utilices para difamar y criticar, para hacer cosas que dañan. Para eso no te ha dado Dios la capacidad de hablar”, refirió.


Vázquez Villalobos dijo que los creyentes deben llevar el anuncio del Evangelio por medio de sus labios para levantar al caído y al desilusionado.


“Lleva esa palabra divina y en esa relación con Dios, aprendamos a escuchar, para que enseguida la lleves a la vida o la compartas con tus hermanos”, terminó.


A seguirse cuidando


Quiero invitarlos a que nos sigamos cuidando, aunque nos dicen que nos van a poner en semáforo amarillo. Antes no había tantos contagios y eso que andábamos en rojo o naranja, ahora se dan con mucha facilidad. Los contagios ahí están, entonces sigamos cuidándonos, cuando salgamos de nuestra casa, siempre con el cubrebocas. Tampoco discutamos con los que no traen cubrebocas, porque nos van a recordar a nuestra mamá y a la mamá la tenemos que recordar en Dios y no en un pleito”: Vázquez Villalobos.