Pasar al contenido principal
x
Fila de maestros

Profesoras de oficialistas denuncian acoso por no pertenecer a la S-22

Ana Lilia Pacheco

 

Al terminar la licenciatura en Educación Preescolar en la Escuela Normal de Educación Preescolar de Oaxaca (ENEPO), Daniela Cruz decidió que no quería formar parte de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), por lo que presentó su examen para conseguir una plaza federal, la cual le fue concedida.

Denuncia que por años ella y sus compañeras han sido tratadas injustamente por no pertenecer a la Sección 22, como amenazas de no respetar sus años de servicio, quitarles la plaza y, recientemente, no permitirles la entrada para aplicarse la vacuna contra COVID-19.

“La primera vacunación no nos brindaron información sobre las fechas y documentos y también nos amenazaron con no permitirnos la entrada, situación parecida a esta ocasión y no sólo es con la vacuna, hay más situaciones en las que nos han hecho a un lado por no ser de la Sección 22”, expuso.

Recuerda que al comienzo de sus labores en la zona escolar 35, tanto ella como sus compañeras tenía el respaldo de los jefes, enviados por la Secretaría de Educación Pública (SEP); no obstante, con el cambio de gobierno también hubo de jefes que las están hostigando para cambiarse a la Sección 22.

“Actualmente no tenemos certeza de que nos cubran legalmente o que respeten nuestros años de servicio o de antigüedad en la zona y nosotros ya no sabemos qué hacer. Las autoridades nos dicen ignorantes y nos tratan de una manera muy discriminatoria”, expone.

Afirmó que ella y otras compañeras no quieren cambiarse a la Sección 22 porque no quieren ser parte de los bloqueos y exigencias que tiene el sindicato, además de que no quieren dar clases, contrario a la zona a la que ella pertenece.

“Lo único que queremos es que nos dejen trabajar porque básicamente los de la Sección 22 nos ven y nos han dicho que somos unas tontas y que no sabemos nada y que la decisión que tomamos desde hace 6 años fue errónea”, lamentó.

Agregó que aunque en el portal en el que se registran sus pagos aparece que ya tiene una plaza fija de docente, no les han dado el nombramiento por escrito debido a los nuevos jefes.

“Queremos que se respeten nuestros lugares porque estamos cumpliendo con lo que somos, docentes, pero actualmente nadie nos protege y no hay un respaldo de los jefes; nos están orillando a irnos a la 22, pero no queremos por todas las situaciones”, culminó.