Piden no normalizar la comida chatarra en niñas y niños de Oaxaca | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
Foto(s): Cortesía

Piden no normalizar la comida chatarra en niñas y niños de Oaxaca

Citlalli López Velázquez

En el marco del Trigésimo tercer aniversario de la Convención sobre los Derechos del Niño, organizaciones de la sociedad civil llamaron a no normalizar el consumo de alimentos chatarra, pues lo anterior no sólo ha generado enfermedad sino también la disminución de la calidad y esperanza de vida de la niñez.

Así lo señalaron durante el Foro Para una vida sana, Oaxaca sin chatarra, realizado en el Paseo Juárez el Llano en el que participaron Ana María Hernández Cárdenas de Consorcio Oaxaca, Tania Ramírez Hernández de la Red Por los Derechos de la Infancia en México (Redim), Elizabeth Mosqueda Rivera, directora del programa de juventudes de Consorcio Oaxaca, así como Alison Martínez Juárez del Consejo de Niñas, Niños y Adolescentes por sus derechos (Connad).

Alison Martínez manifestó que espacios que tendrían que ser lugares en donde se garanticen sus derechos, suelen ser puntos en donde se les transgreden algunos de éstos como el del derecho a una alimentación saludable.

En el interior y exterior de las escuelas se venden productos ultraprocesados y no sólo se comercializan por personas adultas, sino por los mismos estudiantes. Durante mi experiencia en la secundaria se nos imponía a vender jugos boing y al no venderlos se nos obligaba por parte de las autoridades a comprarlos nosotros mismos, algo que evidentemente es nocivo, de esta manera no se respeta la ley de educación en materia de la salud alimentaria ni tampoco la reforma al artículo 20 Bis de la Ley de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Oaxaca”, expuso.

Alimentos chatarra en el ambiente 

De su lado, Nelly Olmedo Martínez de San Miguel Amatlán, adolescente de la organización Espiral por la Vida, señaló que a causa del consumo de productos ultraprocesados las niñas, niños y adolescentes en localidades indígenas enfrentan graves problemas de obesidad, baja estatura, anemia, baja energía, por citar algunos.

“Es importante destacar que el consumo de alimentos chatarra también genera alto volumen de basura que afecta al agua, los ríos tierra y plantas”.

Tania Ramírez, titular de la REDIM en donde se agrupan 70 organizaciones que promueven los derechos de la niñez, recordó que de acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud en 2019 México ocupaba el primer lugar de obesidad infantil y segundo en obesidad adulta.

La prevalencia de obesidad y sobrepeso de 1999 a 2018 subió 8.6 por ciento:

“Eso es muy rápido. Hay cambios culturales o de mentalidad que no alcanzamos a ver muy rápido y éste se notó rápidamente”.

Agregó que la Encuesta Nacional sobre Salud (Ensalud), detalla que entre niñas y niños en preescolar 82.4 por ciento había probado bebidas no lácteas azucaradas, pero sólo 19.7consumía verduras habitualmente. En la edad escolar era de 85.7 y 22 por ciento, respectivamente. Mientras que entre los adolescentes sólo 1 de cada 4 consumen verduras habitualmente y 85 por ciento bebidas azucaradas.