Jóvenes de Oaxaca, más lejos de un empleo formal por discriminación | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
jovenes-laboral
Foto(s): Cortesía

Jóvenes de Oaxaca, más lejos de un empleo formal por discriminación

Citlalli López Velázquez

Citlalli López Velázquez

Las y los jóvenes de Oaxaca que concluyen una carrera profesional tienen 36 por ciento menos probabilidades de que su primer empleo sea formal.

Factores como el racismo, discriminación por sexo, región de origen, condición de discapacidad, tono de piel y nivel socioeconómico del hogar de origen, son los factores que inciden, revela un informe del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY).

El CEEY es una asociación civil dedicada a generar conocimiento especializado para impulsar políticas y acciones que favorezcan la movilidad social en México y el bienestar socioeconómico del país.

El documento “Las deficiencias del mercado laboral mexicano limitan la movilidad social. ¿Hay algo que las empresas puedan hacer para igualar las oportunidades laborales?” elaborado por Mariana Becerra Pérez y Marcelo Delajara, sostiene que “hablar una lengua indígena y tener padres con un bajo nivel educativo está correlacionado con un menor ingreso laboral, con una mayor probabilidad de trabajar en la informalidad (con insuficientes o nulas prestaciones laborales). Asimismo, es posible que esa ocupación no requiera de mucha formación”.

Grado de marginación

Añade también que las condiciones del primer empleo de las y los egresados de la Educación Media Superior están correlacionadas tanto con el grado de marginación del municipio del bachillerato en donde estudiaron, como con el nivel educativo de sus padres.

Además de que “la probabilidad de acceder a empleos que requieren de mayor formación y que proveen ingresos más altos es menor para la población con un tono de piel más oscuro y que proviene de hogares con bajos niveles socioeconómicos (en los que el padre, por lo general, era trabajador informal). De esta manera, quienes tienen mayor necesidad de ascenso social en México son las personas con menos oportunidades para lograrlo a través de su trabajo, aun cuando hayan hecho un gran esfuerzo educativo”.

También explica que en México una proporción importante de los jóvenes “consigue trabajo gracias a los contactos y recomendaciones de familiares, amigos y conocidos”.

El Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY) indica que estas dificultades para el acceso al primer empleo formal se establecen en la región sur del país: Oaxaca, Guerrero y Chiapas, entidades con alta población indígena caracterizadas por mayor índice de pobreza, marginación e informalidad.