Pasar al contenido principal
x

Calles sin ley: continúa acaparando lugares en vía pública de Oaxaca

Alexei García 

En algunas calles de la colonia Reforma, ciudadanos y ciudadanas ponen diversos objetos en el asfalto para impedir que otros automóviles se estacionen, a pesar de los recorridos de la Policía Vial y del artículo 88 del Reglamento de Vialidad, está práctica es una constante.

Ciudadanas y ciudadanos oaxaqueños expresaron su rechazo a esta práctica.

El reglamento 

El artículo 88 del Reglamento de Vialidad de Oaxaca de Juárez establece: “queda prohibido apartar lugares de estacionamiento en la vía pública, así como colocar objetos que obstaculicen el mismo. Los cuales en cualquier momento podrán ser retirados por los Policías Viales, siendo responsable de esta infracción el propietario del objeto o las personas que se sorprendan colocándolo”.

Los propietarios de los objetos tienen treinta días para reclamarlos y recogerlos, pagando la multa correspondiente, de no ser así los mismos podrán ser desechados, reutilizados o enajenados en donación a instituciones de beneficencia o asistencia social”, dictamina la norma.

De igual manera las autoridades municipales de Oaxaca de Juárez durante el año llevan a cabo el operativo “Barredora”, que busca liberar las vialidades de objetos y obstáculos destinados a apartar lugares de estacionamiento, principalmente en el Centro Histórico, pero también en colonias como la Reforma.

Ciudadanos rechazan esta práctica

Alejandro, joven oaxaqueño, afirmó que en el primero cuadro de la cuidad de Oaxaca de Juárez es difícil encontrar lugares de estacionamiento “y si a esto se suman las personas que ponen botes o cubetas o demás cosas para evitar a los demás estacionarse, pues la situación se vuelve muy complicada”.

Indicó que este fenómeno ocurre no solamente en el centro sino también “en la colonia Reforma, en donde también es complicado encontrar estacionamiento y pues si es constante, sobre todo afuera de los negocios, que existan estos obstáculos para estacionar los carros”.

Pidió el compromiso de las autoridades para terminar con estas prácticas que entorpecen el tránsito vehicular.

“No es posible que las autoridades nada más se queden viendo y no actúen en contra de algo que está mal. Ellos deben asumir su responsabilidad y si encuentran una violación a las normas, pues deben actuar en consecuencia”, indicó.

Doña Margarita también se quejó de esta práctica.

“En la colonia Reforma, que es donde hay gran cantidad de negocios, las personas deben estar dando vueltas para lograr estacionarse o bien pagar estacionamiento, las condiciones para pagar estacionamiento ya no son las mismas, pues se debe cuidar cada peso que uno gasta”.

Afirmó que las autoridades del municipio capitalino deben tomar en cuenta las necesidades de los ciudadanos, como es el caso del libre tránsito y de estacionamiento, pues anteriormente hasta parquímetros querían poner, aplicando medidas en contra de la economía popular.

“La verdad es que lo mejor es que se aplique la ley municipal, para que se sancione a todos aquellos que no cumplen con el reglamento. Que vean que no es un juego, que no es de relajo, sino que realmente se esfuerzan para que se respeten las leyes escritas”, dijo.

Julio, conductor, expresó que es necesario que se respete el reglamento y que se retiren estos objetos que no permiten a cualquiera estacionarse.

Indicó que es la vía pública y por lo tanto le pertenece a todos.

Refirió que incluso en caso de que se le pida apoyo a un policía vial, éste debe colaborar para quitar los objetos que impiden estacionarse.

Finalmente dijo que las vías de comunicación en la capital oaxaqueña se encuentran saturadas, pues fueron diseñadas para una cantidad menor de vehículos de las que actualmente existen, por lo que se deben respetar las leyes y ser cordial al momento de conducir una unidad de motor, para evitar problemas y malos entendidos.