Ayuda para víctimas de sismo en Afganistán se retrasa por lluvias | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
casa_destruida_en_afganistan
Foto(s): Cortesía

Ayuda para víctimas de sismo en Afganistán se retrasa por lluvias

Redacción

Luego del terremoto que dejó más de un millar de muertos el pasado miércoles, miles damnificados y supervivientes en aldeas destruidas de Afganistán sufren sin comida ni refugio mientras esperan la llegada de ayuda, la cual se ha visto retrasada por las lluvias.

 Zaitullah Ghurziwal, una habitante de una aldea en Paktika, la zona más afectada por el movimiento telúrico, dijo a la AFP que "no hay mantas, no hay tiendas de campaña, no hay refugios", la joven de 21 años añadió que  "todo nuestro sistema de distribución de agua está destruido. Todo está devastado, las casas están destruidas. Literalmente no hay nada para comer".

Y es que las comunicaciones y el rescate de víctimas se ha visto dificultado por los estragos del sismo, las inundaciones y las fuertes lluvias.

Las autoridades afganas estiman que un aproximado de 10 mil viviendas fueron destruidas. Esto es una cifra alarmante en una zona en la que un hogar puede albergar hasta 20 personas.

La ONU moviliza sus esfuerzos

El desastre supone un desafío logístico para el nuevo gobierno talibán de Afganistán, aislado internacionalmente por su régimen islamista radical que discrimina en particular a mujeres y niñas.

El país perdió la ayuda exterior de la que dependía con la llegada al poder de los talibanes en agosto e incluso antes del desastre ocurrido el miércoles la ONU advirtió sobre una crisis humanitaria que se cernía sobre la totalidad de la población.

El sismo generó una ola de solidaridad desde el exterior, pero crecen las preocupaciones sobre cómo será utilizada esta ayuda.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, afirmó que la organización está "movilizada por completo" y que desplegará equipos de salud y suministrará medicamentos y alimentos en la zona del sismo.

La agencia de la ONU para los refugiados, ACNUR, ha despachado tiendas, cobijas y sábanas de plástico y el Programa Mundial de Alimentos ha entregado cerca de 14.000 raciones y la Organización Mundial de la Salud envió diez toneladas de suministros médicos, suficientes para realizar 5.400 cirugías.

El portavoz del gobierno afgano, Zabihullah Mujahid, dijo el jueves en Twitter que llegaron vuelos con ayuda desde Catar e Irán. Pakistán envió por su parte camiones con tiendas de campaña, suministros médicos y alimentos a través de la frontera terrestre.

Desde la llegada al poder de los talibanes, Afganistán solo dispone de un número muy limitado de helicópteros y aviones para las tareas de rescate.