Guelaguetza, la fiesta que refrenda el orgullo de las y los oaxaqueños | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
Foto(s):

Guelaguetza, la fiesta que refrenda el orgullo de las y los oaxaqueños

Ana Lilia Pacheco

Antonio González asegura que tras dos años de no haber Guelaguetza debido a la pandemia por la COVID-19, el regreso de esta le hizo sentirse orgulloso de ser oaxaqueño, ya que durante julio pudo ver todo lo que puede ofrecer al mundo.

“Desde hace tiempo ya se veía que la gente o famosos vienen a casarse aquí porque les gusta el estado y con las muestras gastronómicas, convites, presentación de bailes y demás, me di cuenta del porqué vienen las personas”, asegura.

El joven oaxaqueño relata que asistió a varios eventos organizados para este mes que terminó y menciona que compartió en sus redes sociales los festejos y actividades y le respondían que querían estar en el estado.

“Tengo amigos de otros estados o países y me decían que qué bonita la ciudad en la que vivo, llena de tradiciones y así me di cuenta de que es verdad”, señala.

La mejor ciudad del mundo

Por su parte, Yanet Reyes, quien vive en la agencia de Santa Rosa Panzacola y quien porta una blusa con flores, característica de la región del Istmo de Tehuantepec, afirma que los recientes premios que ha recibido la capital oaxaqueña como la mejor ciudad del mundo para visitar, son ciertas.

“Tenemos gastronomía, cultura, historia, muchas actividades, lugares bellos; no he viajado mucho, pero siento que ninguna ciudad del país es tan hermosa como la nuestra”, expone.

Relata que ha asistido a las actividades como las Ferias del Tejate, del Mezcal, de Antojitos y otras que se han realizado en los municipios conurbados, pues este mes siempre la ha hecho sentirse orgullosa de sus raíces.

“En la Feria de los Antojitos probé comidas que no sabía que existían en el estado y eso me sorprendió; creo que estas actividades son una oportunidad para que también los oaxaqueños conozcamos más de nuestro estado”, asegura.

La oaxaqueña destaca que a diferencia de otros años y otras Guelaguetzas, en esta ocasión vio más medios y personas haciendo videos y fotografías del estado y ha visto en redes sociales contenido sobre este tema.

“Creo que las redes sociales son importantes para dar a conocer al estado. De hecho, fue ahí donde yo supe que había una Feria de Antojitos o de lugares que mejor otras personas de otros estados conocen y nosotros que estamos a unos minutos, no”, afirma.

Actividades en conurbados, opción para locales

Yolanda Mendoza, vecina de la agencia de Pueblo Nuevo en la capital oaxaqueña, relata que recientemente su familia de Estados Unidos vino a visitarla, por lo que quería llevarlos a la Guelaguetza; no obstante, no alcanzó boletos.

“No alcanzamos ni boletos comprados ni en los palcos C y D, aunque madrugamos. Mis hermanos vinieron de Estados Unidos y como traían a mis sobrinos, ellos nunca han visto la Guelaguetza”, afirma.

Sin embargo, señala que supo que en el municipio conurbado de San Jacinto Amilpas se estaba organizando una Guelaguetza, por lo que ahí pudieron disfrutar de este homenaje racial.

“Me parece que las Guelaguetzas que se están organizando en Zaachila, San Jacinto Amilpas y otras, son una oportunidad para que personas que vivimos aquí mismo podamos disfrutarlas y eso se me hace una buena alternativa”, asegura.

Comparte que ella siempre ha asistido al desfile de delegaciones, por lo que no podía perdérselo en este regreso de la máxima fiesta de los oaxaqueños.

“Desde que tengo memoria voy a los desfiles; por eso, en esta ocasión me fui a formar desde las 2 de la tarde y pude ver a las delegaciones de los dos Lunes del Cerro; es una tradición que no podemos olvidar”, subraya.