Ángeles y palabras ¿Dónde está dios en nuestra vida cotidiana? | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
angeles
Foto(s): Cortesía

Ángeles y palabras ¿Dónde está dios en nuestra vida cotidiana?

Aleyda Ríos Chavela

Isela Sedano

Los ángeles nos permiten que lleguemos a la esencia del ser, la naturaleza esencial que está presente en cada uno de nosotros, y que nos revela dónde está dios en nuestra vida cotidiana. Nos indican dónde, cuándo y cómo el ego intenta engañarnos para que no lo encontremos, incluso hace que lo perdamos y a veces tardamos vidas en encontrarlo, permiten que sepamos que posición tenemos ante el padre 

¿Qué percepción tenemos de él? Muchas veces proyectamos una imagen idealizada de dios, él es para nosotros la perfección, una perfección tan inaccesible que olvidamos una de las frases esenciales de la Biblia dios creó al hombre a su imagen. 

Por esto los ángeles nos animan a tener una visión más justa del padre. Y sobre todo a comprender e integrar las nociones de autoridad y de jerarquía que están contenidas en su arquetipo. 

El padre es el responsable y el transmisor de la leyes y al respecto, reviste la imagen del ejercicio de la autoridad. Por lo tanto, asume la responsabilidad de todas las rebeliones que tenemos respecto a las manifestaciones de la autoridad y de las leyes. Una mirada más amorosa, más abierta, menos marcada de proyecciones, permite entonces que nos ubiquemos mejor con respecto a esta energía, entendemos que el padre equilibra y sirve de intermediario.

Por lo tanto los ángeles permiten que contactemos la esencia de nuestra vida. Nos enseñan a no cargarnos con antiguos bagajes, encarnan la fe en la divinidad y la confianza en dios en su amor y en el Universo. Nos dan la confianza en todas las cosas que existen por la voluntad de dios, nos indican los niveles de acción o de conciencia en los que estamos bajo la voluntad del ego y donde no estamos en alineación con la voluntad divina, nos enseña a ponernos en sus manos y a dejar ir.

Los ángeles nos dan la intuición y la apertura a los planos espirituales. Cuando logramos el contacto con dios, iniciamos el proceso de sanación de nuestro cuerpo físico, pues este es su representación en el plano más denso , los ángeles transforman las energías densas y permiten su elevación, dan las claves del equilibrio para que el cielo se una a la tierra, la cuide y que este retorno a la armonía se instale en permanencia dando equilibrio a la vida antes de que tenga lugar, esto consiste en recibir de Dios toda la información para que se instale el equilibrio y perdure, los Ángeles nos ayudan a prevenir y prever el desequilibrio en el programa de vida y nos dan indicaciones concretas para regular .

Colocando toda creación en conciencia, el amor está asociado al amor del padre, los ángeles hacen que descubramos una nueva noción de amor y de creación, el amor iluminado, es decir el amor asociado al padre y a la iluminación, permite que llevemos a la conciencia este amor lleno de la iluminación de las cosas creadas, así podemos llevar la semilla y darle autenticidad a todo lo auténtico para que recupere su lugar en nuestro mundo.