Un 9% de usuarios roba electricidad en Oaxaca con uso de "diablitos" | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x

Un 9% de usuarios roba electricidad en Oaxaca con uso de "diablitos"

cfe-portada
Foto(s): Cortesía
Citlalli López Velázquez

En Oaxaca al menos el 9 por ciento del padrón de usuarios de la CFE roban energía eléctrica. 

Esta práctica no solo pone en peligro la estabilidad del suministro eléctrico, sino que también puede tener consecuencias legales y económicas significativas para los infractores.

José Ramón Olivo López, director de Comunicación Social de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) División Sureste, indicó que diariamente se detectan entre cinco y hasta diez tomas ilegales. 

Estas prácticas ilícitas, que van desde conexiones clandestinas hasta manipulaciones de medidores, ponen en peligro la integridad del sistema eléctrico y generan impactos legales graves para quienes las llevan a cabo.

 

 

En la zona de Oaxaca, hogares de interés social, que en promedio consumen alrededor de 300 kilovatios bimestrales, han sido sorprendidos con consumos notoriamente inferiores durante los operativos. Olivo López señaló que esta mala práctica, conocida como "diablitos", es cada vez más frecuente, especialmente en negocios, comercios y casas grandes de áreas suburbanas.

“Algunos tienen, por asesoramiento equivocado o porque vieron que se puede hacer y no les ha caído una supervisión, esta mala práctica de poner derivaciones y evitar registrar toda la energía que consumen para no pagarla”, señaló.

El Artículo 368 del Código Penal Federal considera como robo el uso no autorizado de energía eléctrica, imponiendo sanciones de tres a 10 años de prisión, así como multas de hasta 66 mil pesos. Cuando se detectan irregularidades, se emite una notificación instando a los usuarios a regularizar su situación en las oficinas de la CFE más cercanas. En estos casos, se suspende el servicio hasta que la situación se resuelva.

 

 

Con el paso de los años, el robo de energía aumento significativamente. Años atrás representaba menos del 5 por ciento de los clientes en la zona Oaxaca, pero actualmente se sitúa entre el 8 y 9 por ciento a partir de manipulación de forma más discreta y con mayor dificultad para detectar rápidamente. Es por ello -dijo- que la CFE ha modernizado sus cuadrillas para realizar revisiones más eficientes y rápidas.

Es fundamental destacar que quienes realizan conexiones ilegales o manipulan medidores pueden enfrentar penas de prisión y multas económicas sustanciales. La CFE trabaja arduamente para combatir esta problemática, ya que aproximadamente el 11 por ciento de la energía eléctrica corresponde a pérdidas no técnicas, es decir, robos de electricidad.

Cabe destacar que, las personas que son sorprendidas realizando conexiones ilegales o alterando medidores pueden enfrentar penas de prisión de tres a diez años, de acuerdo con el Código Penal.

Además de las sanciones penales, la CFE puede imponer multas económicas equivalentes a mil días de salario. 

La cuantía de estas multas puede variar según las circunstancias del delito y el historial del usuario. Estadísticas presentadas por la CFE indican que aproximadamente el 11 por ciento de la energía eléctrica corresponde a pérdidas no técnicas, es decir, robos de electricidad.

Noticias ¡Cerca de ti!

Conoce los servicios publicitarios que impulsarán tu marca a otro nivel.