Pasar al contenido principal
x

Preservan tradiciones y culturas en espacio "Ve’e Ñuu" en Tlaxiaco

Texto y fotos: Carina Pérez García

HEROICA CIUDAD DE TLAXIACO, Oaxaca.- El Espacio Cultural Independiente "Ve’e Ñuu" es un sitio en el que se resguardan y preservan los saberes comunitarios, la fraternidad, el trueque, la comida, las bebidas, la medicina tradicional y la convivencia. Fundado por Bacilia Riaño Bautista y Romeo Ramírez, este sitio tiene otras dos vertientes: el Mercado de “La Lluvia” y la casa del pueblo.

Localizado en el centro de la ciudad de Tlaxiaco, este espacio recibe a propios y extraños. Inaugurado en febrero de 2020, el "Ve’e Ñuu" fue pensado por sus fundadores como un espacio que diera cabida a  mixtecos, triquis y chocholtecos. En entrevista, Bacilia comparte que su inquietud de abrir este espacio fue motivada porque en Tlaxiaco ya no existe la casa del pueblo.  

“Anteriormente, cada comunidad tenía su propio ve’e ñuu y esto se ha perdido, en las comunidades más cercanas a Tlaxiaco  ya no hay. Quise abrir esta casa, con mi pareja y no pudimos hallar mejor lugar. Esta es una casa antigua, tiene un patio grande y aquí quisimos abrir la Casa del Pueblo. Una de las funciones de estas casas es ser un lugar de reunión para tomar decisiones, para hacer fiesta entre toda comunidad y también, cuando hay problemas, es donde se reúne la gente para resolverlos”. 

Arte, gastronomía y medicina

No sólo este espacio da cabida a la gente de los alrededores para tener un espacio para reunirse e incluso para hospedarse si no cuentan con los recursos económicos para pagar un hotel; también es un espacio para la difusión del arte, la gastronomía de la región y la medicina tradicional.

Una casa antigua alberga este espacio en el que se pueden apreciar pinturas de artistas locales, piezas de barro, joyería, murales, gráfica y dibujo. En la visita se pueden degustar pulques de varias localidades como Santa Cruz Nundaco, Santiago Yosondúa y San Esteban Atatlahuca, ya sea blanco o con alguna fruta de temporada, como fresas, frambuesas, maracuyá, granada o tuna. 

Los días miércoles y sábados, el patio de esta casa acoge al Mercado de “La Lluvia”, que reúne a 36 productores de diferentes comunidades, como: San José Yatandoyo, Ndoyocoyo, San Esteban Atatlahuaca, San Juan Teíta, Santo Domingo Huendío, Santiago Nuyoo, Peñasco, San Juan Mixtepec, Apasco, Teposcolula, El Curtidor, Santiago Amoltepec y Santa Cruz Nundaco. 

Trueque y talleres

Recuperar lo natural, darle valor a lo que cada campesino cultiva en sus pequeñas parcelas, ofrecer un sitio donde poder vender o intercambiar sus productos, fueron las necesidades que Bacilia vio, luego de que desplazaran a los comerciantes que sábado a sábado viajaban desde sus comunidades para ofrecer verduras, hortalizas, flores, frutas, semillas, café, hierbas y algunos alimentos. 

“La plaza de La Lluvia inició para dar a conocer el pulque, la comida, los hongos y los talleres. La medicina está en el bosque, es algo sagrado y especial. En el espacio cultural ofrecemos talleres para quien desee conocer otras lenguas, como el mixteco; a los abuelitos los enseñamos a utilizar los teléfonos celulares y las redes sociales”, compartió Bacilia Riaño Bautista.

Ella está convencida de que el trueque es una gran alternativa en estos tiempos: “Estamos en medio de una pandemia que ha afectado la economía y no podemos exigir dinero, pero podemos intercambiar para comer variado, surtido y fresco”. Este espacio, además, difunde la lengua mixteca y está abierto para cualquier persona que quiera aprender o compartir conocimientos.

 

“Tenemos un sueño muy grande que es integrar a nuestro ñuu sau, no sólo para intercambiar productos, sino también para hacer comunidad, intercambiar conocimientos y compartir sueños. Todas y todos son bienvenidos”.

Bacilia Riaño Bautista, Fundadora de Ve’e Ñuu.

 

¿Dónde?

Calle Magnolia #7, Barrio San Nicolás, Tlaxiaco.

 

Para saber

La Plaza de “La Lluvia” abre los miércoles y sábados desde las 7:00 horas. En este mercado comunitario podrás encontrar productos frescos que ofrecen directamente los productores de varias comunidades mixtecas.