Presentan: “Leopoldo Méndez ¡Presente! El artista en su entorno” | NVI Noticias Pasar al contenido principal
x
personas-posando-foto-anciano-galeria
Foto(s): Cortesía

Presentan: “Leopoldo Méndez ¡Presente! El artista en su entorno”

Carina Pérez García

En estos días, dos de los recintos creados por Francisco Toledo, el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (IAGO) y el Centro de las Artes de San Agustín (CaSa), acogen la exposición “Leopoldo Méndez ¡Presente! El artista en su entorno”, la cual reúne los trabajos realizados desde los años 20 hasta los 60, además de algunos grabados de José Guadalupe Posada. 

Presentada por la Secretaría de Cultura del Gobierno de México y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (Inbal) esta muestra rememora a Leopoldo Méndez (1902-1969), activista político, grabador, profesor y diseñador de libros de arte. 

La curaduría de las exhibiciones fue encomendada a la investigadora Deborah Caplow, quien destacó que “tiene una gran influencia en el arte de México en la actualidad”.

Reafirman la vocación de instituciones creadas por Toledo

Lucina Jiménez López, directora general del Inbal, señaló al inaugurar esta exposición, que con ella se afirma la vocación de las instituciones que creó el maestro Toledo. “Esta muestra que abre hoy en el IAGO, y mañana en el CaSa, es parte del compromiso que el maestro asumió de volver la voz, la mirada, la visibilidad y sobre todo, subrayar la contemporaneidad de aquellos artistas que construyeron el trabajo de una manera colectiva y ligada a la historia del movimiento social de nuestro país”.

Habló del reencuentro con Pablo Méndez -hijo del artista-, “con quien caminamos mucho tiempo alrededor de la recuperación del ingenio, de la imagen, de todo lo que implica ese México profundo que nace en los pueblos, y particularmente en Oaxaca”.

Recordó que si alguien se caracterizó por esto fue precisamente Leopoldo Méndez, quien prácticamente tiene su nombre impreso en la historia de las luchas de México y también en la creación de muchas instituciones que en su momento fueron la voz de los artistas comprometidos con su tiempo político: la Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios (LEAR), también protagonista del Taller de Gráfica Popular y yo creo que de muchas otras instancias en defensa de la paz.

Colaboran IAGO, CaSa y El Estanquillo 

Lucina Jiménez calificó de importante la colaboración de espacios museísticos como el IAGO, el CaSa y El Estanquillo, porque este último está representando el lugar donde Carlos Monsiváis, en una siembra histórica, amistad y alianza con Francisco Toledo, establece ese vínculo entre el México que habla desde las ciudades, desde el arte, desde lo periférico, pero que en realidad es central y estar aquí, el día de hoy, haciendo este trabajo que, además de la experiencia, de la investigación y el compromiso  de Deborah, en este recuperar la mirada y el trabajo de Leopoldo Méndez, es una satisfacción tremenda para el Inbal y la Secretaría de Cultura; nos honra ser parte de este compromiso que hace y siente la perspectiva, el trabajo y compromiso en reconocimiento a Leopoldo Méndez, gran muralista, grabador, artista mexicano y absolutamente contemporáneo.

Traducirán libro de Leopoldo Méndez 

Como parte de las celebraciones por el 120 aniversario del natalicio del artista Leopoldo Méndez, la titular del Inbal hizo el compromiso de traducir al español el libro Leopoldo Méndez: Revolutionary Art and the Mexican Print, de Deborah Caplow, para darle mayor difusión.

A la apertura de las exposiciones también acudió el director de El Estanquillo, Enoc de Santiago, quien afirmó que Oaxaca es cuna de grandes grabadores, de talleres, de colectivos, de este arte que es para el pueblo y que se difunde de manera importante.

Reconoció la participación de Pablo Méndez, y dijo que sin su intervención, gran parte de este acervo hubiera quedado diseminado en muchas manos y ahora está en instituciones y es exhibida constantemente.

Tras relatar la intervención de Carlos Monsiváis y Francisco Toledo para lograr recopilar la obra de este grabador, Pablo -hijo de Leopoldo Méndez- agradeció a la directora del Inbal y quienes han participado para lograr que estos tesoros sigan siendo públicos. De 83 años, expresó el amor que su padre, el grabador Leopoldo Méndez imprimió en sus obras; “era un compromiso garantizar que su legado siguiera siendo un bien de la nación, porque mantenerlo es para millonarios”.

El primero en adoptar el uso de calaveras 

Inspirado en José Guadalupe Posada, Leopoldo Méndez fue uno de los primeros grabadores del periodo postrevolucionario en adoptar el uso de calaveras, artista que dedicó su vida a la creación de imágenes al servicio de la gente y colaboró con un gran número de organizaciones y proyectos artísticos desde los años 20 hasta los 60. 

Hombre comprometido con las causas de una generación de artistas mexicanos, se adhirió a conceptos revolucionarios de arte, trabajó durante el auge del renacimiento artístico mexicano, y creó un lenguaje histórico y político a través de un extenso vocabulario de imágenes.

En 1920, tras graduarse de la Academia de San Carlos, Méndez se unió al Movimiento Estridentista, un grupo de escritores y artistas de vanguardia. Años más tarde, Méndez y sus compañeros fundaron la Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios (LEAR) y el Taller de Gráfica Popular (TGP) en 1933 y 1937, respectivamente.

Después de iniciada la Segunda Guerra Mundial, el grupo dirigió su atención hacia los acontecimientos en Europa, trabajando con la comunidad de exiliados políticos europeos en México en proyectos antifascistas. Méndez y sus compañeros del TGP también crearon numerosos grabados que plasmaban a los mexicanos y sus tradiciones.

El autor de “El sembrador” (1929), “José Guadalupe Posada” (1950), “Cuauhtémoc” (1950) y “Paisaje” (1982), entre otros grabados, con el fin de producir libros de arte mexicano de alta calidad, fundó en 1959 el Fondo Editorial de la Plástica Mexicana, la primera editorial de libros de arte en México.

Entre sus influencias figuraban artistas como Francisco Goya, Otto Dix y Käthe Kollwitz, así como artistas mexicanos, entre ellos José Guadalupe Posada, Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros y José Clemente Orozco.

La exposición 

La exposición en el IAGO está integrada por los trabajos tempranos de Méndez realizados desde los años 20 hasta los 40, así como por algunos grabados de Posada. La exposición en el CaSa presenta grabados producidos por Méndez y el Taller de Gráfica Popular desde los 40 hasta los años 60, incluyendo trabajos creados durante la Segunda Guerra Mundial, época en la que el TGP trabajó estrechamente con varios refugiados europeos.

Esta exposición incluye secciones que abordan temas como la guerra, historia, política, vida cotidiana y cultura en México, así como una selección de grabados que Leopoldo Méndez creó para algunas películas. Además de los trabajos de Méndez y el TGP, el CaSa presenta grabados de 12 artistas contemporáneos que han sido seleccionados gracias a las afinidades que presentan con el estilo y los temas tratados por Méndez.

La muestra se lleva a cabo con la participación de la Secretaría de Cultura del Gobierno de México, el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, a través del IAGO y Amigos del IAGO, así como del Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo, AC, el CaSa y el Museo del Estanquillo.           

¿Cuándo y dónde?

En curso, en el IAGO, Macedonio Alcalá #507, centro y en el CaSa, San Agustín, Etla. 

“En mi opinión, Méndez es uno de los grandes maestros del arte gráfico en el mundo, su obra es muy amplia y trata de muchos temas. Tiene una influencia muy grande en el arte de México de hoy. También presentamos obra de Posada, a quien Méndez admiraba muchísimo y fue uno de los primeros artistas que mostró una influencia grande de Posada".

Deborah Caplow - Curadora

“No podemos pensar en la gráfica mexicana sin pensar en Leopoldo Méndez, heredero de la tradición que inicia José Guadalupe Posada”,,

Enoc de Santiago - Director del Museo del Estanquillo