VIDEO| El ajo de Oaxaca; orgullosos productores de San Sebastián Abasolo

#ConsumeLocal

Rico en en vitamina C, vitamina B6 y manganeso; con otros nutrientes como calcio, cobre, potasio, fósforo, hierro y vitamina B1, el ajo se produce en Oaxaca. 

Con más de 30 años de experiencia en las labores de campo, Felipe Morales Mateos inició la primera cosecha de ajo de 2018.  Las bajas temperaturas favorecieron el crecimiento de la hortaliza en sus tierras.

Clasificado dentro de las familia de las liliáceas, la producción de ajo es una de las dos principales fuentes de ingreso para este productor.

A sus 53 años de edad, oriundo del municipio de San Sebastián Abasolo en el Valle de Oaxaca, cuenta que los ingresos que obtiene por la venta de la hortaliza sólo le alcanzan para subsistir.

Una barreta es la única herramienta que utiliza para aflojar la tierra y sacar el ajo desde la raíz.

Todo lo que sabe lo aprendió de su padre, desde los tiempos de siembra hasta su venta. 

Aquí los pocos que no se dedican a la producción trabajan durante las cosechas o los tiempos de riego, pues en el municipio el 75 por ciento de la población cultiva ajo, de ellos el 50 por ciento también siembra chiles de agua.

En esta comunidad anualmente se cultivan 8 hectáreas de este producto que se vende principalmente en los mercados de la ciudad de Oaxaca y aledaños como Tlacolula y Tlacochahuaya.

Una sola hectárea de terreno pueden producir hasta cuatro toneladas de ajo, y la misma proporción de tierra pueden generar hasta tres toneladas de chile de agua. 

Sin embargo para obtener los cuatro mil kilogramos de ajo,  se necesita invertir en promedio 25 mil pesos, además considerar que para la producción se deben contratar  por lo menos 22 personas, cuyo salario alcanza los  250 pesos por día.

De las cuatro toneladas de ajo un productor debe obtener mil rollos, y de las tres toneladas clasifica 80 canastos que pesan de 35 a 40 kilos.

Por ello el  aroma que desprende no se puede ocultar, los campos de cultivo se encuentran en cada calle antes de ingresar al centro de esta comunidad.

La producción total de la población y el incremento de productos de la canasta básica, determinará en este año el valor del ajo que se venderá en diferentes mercados.

Lo que en estos días los pobladores cosechan fue sembrado a mediados de septiembre y una vez recolectado el producto se puede conservar hasta un año.

En el 2017 los precios que obtuvo el ajo producido en esta población oscilaron entre los $20 y $25 pesos por manojo, aproximadamente un kilo.

A  la par del ajo don Felipe inició la siembra de otros productos como el chile de agua, cuya cosecha iniciará en Semana Santa cuando aumenta su venta.

Este producto tiene como principal enemigo las bajas temperaturas pues el frío impide el desarrollo de las plantas.

Una gran parte de esta producción termina en manos de intermediarios de San Francisco Tlacochahuaya para su reventa.

Por ser la única en producir a gran escala, a la comunidad se le conoce como la tierra del chile de agua, este producto recibe su nombre por la cantidad de líquido que requiere para su desarrollo pues el terreno debe estar en constante riego.

La comunidad de San Sebastián Abasolo se encuentra a escasos 30 minutos de la capital oaxaqueña, su principal ingreso es la carretera federal 190, tomando la desviación a San Francisco Lachigolo, continuando hasta Santa María Guelace, hasta recorrer seis  kilómetros más.