En peligro 15 mil hectáreas de marismas en el Istmo por concesiones a eólicas

ROSELIA CHACAROSELIA CHACA

Se oponen pescadores cooperativistas y libres a concesionar 15 mil hectáreas.

JUCHITÁN, Oaxaca.- Nuevamente los comuneros de San Francisco del Mar se dividen con la propuesta de concesionar más de 15 mil hectáreas de marismas en la zona de la bocabarra de Santa Teresa a Pueblo Viejo, bajo el argumento de que eso los llevará a perder el control de la zona y que se exponga al mejor postor empresarial.

Los pescadores cooperativistas y libres mostraron preocupación por la solicitud de concesión del área de tierra de la bocabarra de San Francisco a ciudadanos de Pueblo Viejo, expuesto por el Comisariado de Bienes Comunales y que se buscará sacar adelante en asamblea de pueblo.

De acuerdo con la convocatoria del comisariado, Cayetano Martínez, la solicitud de concesión de terrenos comprenden más de 15 mil hectáreas de marismas. Una marisma es un ecosistema húmedo con plantas herbáceas que crecen en el agua; es una  zona donde pescan miles de ciudadanos huaves.

“Nos llena de preocupación porque esa área es la que utilizan para sostenimiento de sus familias; si se la dan a Pueblo Viejo, estos intentarán negociar con alguna empresa eólica. Empezamos a organizarnos para mostrar nuestro desacuerdo; sin embargo, sabemos que los comuneros son en su mayoría de Pueblo Viejo, esto es así por las corruptelas de los comisariados”, manifestó el comisariado Francisco López.

Ante la propuesta que se avecina, los comuneros contrarios al Comisariado iniciarán una resistencia pacífica con el fin de proteger la zona lagunar y el mar para que no sea vendido ni rentado a proyectos eólicos, como siempre se ha querido, ya que la zona de la bocabarra es la más codiciada por poseer los mejores vientos del mundo.

Esta situación vuelve a confrontar a los huaves de Pueblo Viejo que es cien por ciento priista y Pueblo Nuevo, así como las agencias municipales que no coinciden con las prácticas políticas del PRI.