Gobiernos anuncian auditoría a comerciantes ambulantes en Oaxaca de Juárez

Se reúnen Francisco Martínez Neri y Alejandro Murat

El gobernador del estado, Alejandro Murat Hinojosa, y el presidente electo de Oaxaca de Juárez por el Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Francisco Martínez Neri, coincidieron durante una reunión en la propuesta de “auditar” a los vendedores ambulantes fijos y semifijos para conocer si son regulares.

Señalaron que verificarán si estos cuentan con algún permiso válido del municipio, así como conocer qué tipo de productos expenden en la vía pública, cuál es su origen y si los subempleados son o no oaxaqueños. 

El presidente municipal electo de la capital compartió que es necesario “conjuntar esfuerzos para encontrar soluciones y creo que pueden haber muchas; me parece que hay varias cosas que hacer”.

Aseguró que el tema del comercio en la vía pública no se resolverá de una sola decisión, por lo que tendrán que enfocarse en diversos problemas como los espacios, mercancía y padrones.

Asimismo, el mandatario estatal propuso crear un sistema de casetas móviles para evitar que los ambulantes invadan la vía pública, tema que el alcalde electo analizará. 

Compartió que por estas casetas, los comerciantes pagarían una cantidad para ubicarse en ciertas zonas de la vía pública de la capital, lo cual permitiría a los trabajadores no asalariados entrar en la formalidad.

“Se tendría que hacer todo un proceso para que de manera rotativa puedan irse moviendo por la ciudad y todo el que quiera tener acceso lo tendrá, ya sea por un día o una semana; creo que de esa manera podría regularse y hacerse de recurso”, abundó.

Añadió que su prioridad será darle orden a los comerciantes de la vía pública y a sus puestos para que el paisaje urbano mejore, por lo que no priorizará si los lugares escogidos serán espacios en los que reporten mayores ingresos.

Murat Hinojosa subrayó que es un tema municipal, pero se comprometió con el presidente electo a analizar juntos una de las múltiples alternativas para cumplir con lo que exigen principalmente los comerciantes formales.