Superanticuerpo recién detectado en EU combatiría todas las variantes de COVID-19

Aún se encuentra en fase de pruebas
CuartoscuroCuartoscuro

El anticuerpo denominado S2H97 podría no sólo ayudar con vacunas y tratamientos para combatir el SARS-Cov-2, sino también contra todos los coronavirus relacionados de esta enfermedad.

Científicos en Estados Unidos descubrieron el S2H97, un "superanticuerpo" que podría ser la clave para la fabricación de vacunas que puedan combatir las variantes de COVID 19 en el mundo.

La revista Nature publicó un artículo que revela que el anticuerpo denominado S2H97 podría no sólo ayudar con vacunas y tratamientos para combatir el SARS-Cov-2, sino también contra todos los coronavirus relacionados de esta enfermedad.

Tyler Starr, bioquímico del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson en Washington y titular de la investigación, propone una solución ante las variantes del COVID-19, las cuales han adquirido diversas mutaciones haciendo más difícil su combate.

Relató que el estudio consistió en intervenir 12 anticuerpos que se aislaron de personas que estuvieron infectadas del SARS-CoV-2 o su pariente cercano, el SARS-CoV, respectivamente.

Indicó que estos anticuerpos se adhieren a un fragmento de proteína viral que se une a los receptores de las células humanas y aunque en muchas terapias de anticuerpos para la infección por SARS-CoV-2 capturan el mismo fragmento de proteína, llamado dominio de unión al receptor, el superanticuerpo S2H97 se destacó por su capacidad de adherirse a los dominios de unión de todos los coronavirus que probaron los científicos.

Se informó que la función del S2H97 consiste en adherirse a la proteína S, la cual utiliza COVID-19 para infectar a las células humanas. De esta forma, el superanticuerpo bloquea la función que le permite al virus abrir las células receptoras y alojarse en el organismo humano.

Por último, se indicó que el estudio aún se encuentra en una etapa temprana y los resultados se obtuvieron con hámsters, quienes resultaron protegidos una vez que se adhirió el S2H97 a la proteína S, el cual los protegió ante cualquier mutación de COVID-19. Por ello, el siguiente paso es probar el superanticuerpo en humanos.