El triunfo de la voluntad

El nazismo en Alemania fue sin duda uno de los episodios más oscuros de la humanidad. Durante su apogeo, la idea de la supremacía aria causó millones de muertes no solo dentro de la comunidad judía, también de otros grupos minoritarios. Sobra decir que esta etapa se caracterizó por un marcado racismo y xenofobia que terminó por desatar la Segunda Guerra Mundial, que duró de 1938 a 1945 y durante el cual perdieron la vida un sin número de personas de nacionalidades diversas. Dentro de este contexto, la propaganda fue sustancial para el crecimiento y sublimación de la mentalidad nazi.

Leni Riefenstahl (1902-2003) fue una actriz, fotógrafa y cineasta alemana. En 1934 fue contratada por el Régimen del Tercer Reich para dirigir la que se convertiría en una de las películas más controvertidas y comentadas de la historia cinematográfica. “El Triunfo de la Voluntad” es un documental de menos de hora y media de duración, en el cual se aborda el desarrollo del congreso del Partido Nacionalsocialista en Núremberg en ese año, evento al que acudieron más de medio millón de militantes. El protagonista indiscutible de la cinta es Adolfo Hitler, retratado prácticamente como un mesías que devolverá la gloria a la nación tras las consecuencias de la Primera Guerra Mundial.

A pesar de su tema, en su tiempo el film ganó varios premios alrededor del mundo, pues las técnicas utilizadas por Riefenstahl resultaron sumamente innovadoras: cámaras en movimiento, teleobjetivos, fotografía aérea y un uso no antes visto de los elementos sonoros. Tras la caída del régimen, la autora fue arrestada y juzgada, aunque finalmente fue absuelta al comprobarse que no estaba asociada con crímenes de guerra. Si bien su figura es objeto de críticas y debates, es innegable que fue una mujer sumamente talentosa que revolucionó la forma de hacer cine e influyó en grandes directores contemporáneos, como Peter Jackson, George Lucas o Ridley Scott.

[email protected]