Piden reparación de daños ex presos por masacre de Acteal

Félix Camas Félix Camas

San Cristóbal de Las Casas.- Manuel Anzaldo Meneses, coordinador de la Sociedad de Trabajadores Agrícolas de Los Altos de Chiapas, dio a conocer que los ex presos por la masacre de Acteal se encuentran pidiendo la reparación de los daños que se causaron debido al tiempo que estuvieron presos injustamente.

En conferencia de prensa, dio a conocer que ya han presentado ante las instancias encargadas de la defensa de los derechos humanos una queja donde detallan las irregularidades que sufrieron y cómo durante se violaron sus derechos, por lo que piden una reparación del daño, porque incluso fueron sentenciados hasta con 35 años de cárcel.

“La queja se interpone ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos por las violaciones que se cometieron en contra de ellos; ellos estuvieron presos durante más de 15 años injustamente por la masacre de Acteal, fueron liberados por una resolución de la Suprema Corte de Justicia hace 10 años y desde entonces los han traído vuelta y vuelta con la reparación de los daños”.

Erika Méndez López detalló que la queja es por violentar los derechos humanos “y tenernos por más de 10 años en desamparo e indefensión; en 2009 reconocieron que fueron violados nuestros derechos a un debido proceso y nos liberaron con un criterio que ha beneficiado a muchas personas, no se repuso el procedimiento, no se encontró la justicia plena para todas las víctimas, lo cual ha provocado un estado de violencia”.

Asimismo, dijo que en total fueron 95 liberados que fueron divididos en cuatro grupos para la reparación del daño, dos grupos fueron atendidos, pero los enviaron a predios ubicados en Villaflores y Acalá, “en medio de poblaciones mestizas donde han tenido problemas, y prácticamente han dejado a un lado su cultura indígena”.

“A 35 más no nos han cumplido con nada, no firmamos un convenio pero sí nos han prohibido vivir en nuestras comunidades, y no queremos que nos obliguen a vivir fuera de nuestras tierras y de nuestras costumbres indígenas”, concluyó.