Arquidiócesis de Tuxtla reconoce labor de medios de comunicación

René AraujoRené Araujo

La tarde de este miércoles en la Catedral de San Marcos, reporteros, camarógrafos, fotógrafos y aquellos se dedican al trabajo de la comunicación social en Tuxtla Gutiérrez, se dieron cita a la homilía que realizó el padre Gilberto Hernández García, asesor de Codipac, donde reconoció la labor informativa y los bendijo, para llevar a cabo una práctica de profesionalismo, al mismo tiempo de cuidado ante los estragos que hoy en día pone en riesgo a quienes practican la libertad de expresión.

Esta invitación es previa a las fiestas de San Marcos, y la Arquidiócesis, destacó que valora y reconoce el trabajo de quienes domingo a domingo llevan el mensaje de la iglesia católica a través de diversos medios.

"Gracias a la valentía y al compromiso de tantos profesionales: periodistas, camarógrafos, reporteros, directores que a menudo trabajan corriendo grandes riesgos, es que podemos mantenernos informados día a día, su presencia y labor en nuestra Arquidiócesis es valorada y reconocida”.

Hernández García, agregó que, como periodistas, están obligados a ser testigos de la verdad, sin tergiversar la información, una verdad objetiva, sin beneficiar a ciertos poderes.

“Nuestro trabajo como periodista es ser testigos de la verdad, la verdad tal cual sea, la verdad investigada, la verdad presentada, la verdad objetiva lo más que se pueda, y nunca está permitido, aunque suceda, tergiversar esas verdades, interpretarlas de tal manera que solo benefician a algunos, o que se perpetúen ciertos poderes o ciertos males que van de la mano”.

Pidió a los comunicadores que informen conducidos por la verdad y la justicia, transmitiendo el nombre de Dios. “Sin hablar de Dios, pero si con la palabra, si con actitudes con promoción de valores, con la promoción de la familia, con la promoción de la verdad, con la promoción de la justicia ustedes en la sociedad forman un grupo muy importante”.

En la homilía también hizo alusión a que los medios de comunicación son hoy en día de suma importancia, “los medios de comunicación social han alcanzado tal importancia que para muchos son el principal instrumento, informativo y de orientación”.

Insistió que las comunicaciones sociales contribuyen para promover una cultura del encuentro y no la desvirtúen. “En este mundo, los medios de comunicación pueden ayudar a que nos sintamos más cercanos los unos de los otros, a que percibamos un renovado sentido de unidad de la familia humana que nos impulse a la solidaridad y al compromiso serio por una vida más digna para todos”. Comunicar significa, por tanto, tomar conciencia de que somos humanos, hijos de Dios, puntualizó.