Trabajadores del MACO temen por bienes del recinto tras violento desalojo

Mario Jiménez LeyvaMario Jiménez Leyva

Según el fallo de la Junta de Conciliación y Arbitraje, el próximo 6 de mayo se llevará cabo una mesa de negociación para determinar cómo se cubrirán los adeudos con los trabajadores.

CIUDAD DE MÉXICO.- A una semana de su desalojo con violencia por parte de hombres no identificados, trabajadores del Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca (MACO) temen por los bienes del recinto, actualmente custodiados por quienes forzaron su salida.

 En medio de un conflicto laboral por un adeudo de un año de pagos, los empleados de la institución denuncian que no se les ha permitido volver, ni siquiera por sus pertenencias personales, y que no han recibido comunicación alguna sobre quién resguarda el museo y sus obras de arte.

 Hasta el momento, la asociación Amigos del Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca, responsable de los adeudos, aseguró que practicará una auditoría interna del inmueble y de los acervos, pero no ha informado quiénes se encuentran en su interior.

 La madrugada del pasado sábado 10 de abril, uno de los trabajadores que realizaba una guardia nocturna en el MACO fue sorprendido por cuatro hombres vestidos de civiles que dijeron ostentar una orden de desalojo, que nunca mostraron, y que lo expulsaron del inmueble con violencia.

 "Lo tomaron dos de estas personas de los brazos y lo arrastraron, lo sacaron de la oficina. Mi compañero empezó a gritar, que lo soltaran, que no lo tocaran y un tercer personaje de estos lo tomó de los pies, lo levantó del piso y, como costal de papas, lo fueron a aventar a la banqueta enfrente del museo, y un cuarto personaje le aventó su mochila", denuncia Cecilia Mingüer, directora del museo.

 A decir de la titular del recinto, esta acción está relacionada con un fallo que obliga a la asociación a dialogar con los 19 empleados a los que, a la fecha, se les adeuda millón y medio de pesos en remuneraciones laborales.

 Tras el desalojo, la planta de trabajadores montó guardia al exterior del recinto para encarar a las personas que irrumpieron en el inmueble con la complicidad de un policía auxiliar, pero no pudieron hacerles frente.

 Dos de estos hombres, estiman, habrían permanecido en el MACO, con toda la colección que se encuentra en su interior, así como las obras de arte de la Bienal Tamayo y de las decenas de artistas mujeres participantes en las exposiciones colectivas Tú de mí, yo de ti y El principio para la revolución celeste.

Denuncian hostigamiento 

 Por su parte, la asociación Amigos del MACO informó en comunicado que renovará la administración del museo, decisión que no ha sido comunicada a los trabajadores.

 De acuerdo con la asociación que gestiona los recursos del MACO, los impagos se deben a un error administrativo por parte de los trabajadores. 

 Ellos, por otro lado, aseguran que el problema se debe a que la mesa directiva de la asociación los instruyó a utilizar recursos de la Secretaría de las Culturas y Artes de Oaxaca para el pago de nóminas y prestaciones, lo que impide su comprobación. 

 Lo anterior tiene detenidos un millón 600 mil pesos de los recursos para el museo.

 "Administrativamente, el error quizá fue no pedirles un escrito en el que quedara plasmada esa decisión de los Amigos del Museo", reconoce Mingüer.

 Según el fallo de la Junta de Conciliación y Arbitraje, el próximo 6 de mayo se llevará cabo una mesa de negociación para determinar cómo se cubrirán los adeudos con los trabajadores.

 No obstante, Mingüer y su equipo denuncian hostigamiento por parte de quienes se encuentran al interior del museo, puesto que les toman fotografías y videos cuando se acercan a las instalaciones.