Inicia SUTIEBO paro de brazos caídos de seis días

El Sindicato Único de Trabajadores del Instituto de Estudios de Bachillerato de Oaxaca (SUTIEBO) inició ayer un paro de brazos caídos de seis días, ante la falta de pagos a académicos y administrativos.

“No podemos tolerar más esa pasividad y falta de atención”, aseveró el secretario general de la gremial, Víctor Hernández Guzmán.

Explicó que el Comité Ejecutivo y los delegados regionales del SUTIEBO determinaron suspender las actividades en los 260 planteles del estado y en las oficinas centrales en esta ciudad, porque el incumplimiento del director general de la institución, Alejandro Aroche Tarasco, afecta a todos sus compañeros.

Explicó que la institución ha incumplido en el pago de los adeudos por diferencias de promoción a 90 asesores académicos correspondientes al ejercicio fiscal 2020, el pago de la prima vacacional 2021 a la totalidad de los trabajadores y el pago del 25 por ciento correspondiente al ejercicio actual por homologación del personal administrativo.

Además, observó que la institución no ha emitido tampoco la convocatoria 2021 para la promoción del personal docente.

Destacó que el director general, Aroche Tarasco, y funcionarios de la Secretaría de Finanzas, no han pago todos estos conceptos a la base trabajadora, a pesar de no tratarse de nuevas peticiones.

“Son prestaciones que se encuentran legalmente establecidas en el contrato colectivo de trabajo”, asentó.

De esta manera, observó que el director general y los funcionarios demuestran su poco interés por la continuidad en la educación ofrecida por la institución y en solucionar de forma inmediata sus problemas.

Resaltó que la gremial esperará el pago respectivo de todos estos conceptos el próximo 21 de este mes o de lo contrario, emprenderán acciones de presión más contundentes hasta obtener una respuesta satisfactoria.

“Son pagos que por derecho nos corresponden”, recalcó.

Ante esto, el dirigente hizo un llamado al gobernador del estado Alejandro Murat Hinojosa a intervenir de manera inmediata para dar solución a las demandas de sus compañeros, porque se han convertido en las últimas dos décadas en un pilar insustituible de la educación media superior en Oaxaca.