Presentan iniciativa para regular plantas y embotelladoras de agua, deben cumplir con norma

La diputada Delfina Elizabeth Guzmán Díaz presentó una iniciativa de reforma a la Ley Orgánica Municipal del Estado de Oaxaca, con el fin de que los municipios vigilen y autoricen el funcionamiento de potabilizadoras y embotelladoras de agua sólo cuando cumplan con la Norma Oficial Mexicana (NOM) 221-SSA1-2002, el certificado de calidad emitido por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) y la valoración del organismo autónomo de agua potable municipal.

La iniciativa precisa que son facultades y obligaciones del presidente municipal: La licencia o refrendo de funcionamiento de potabilizadoras y embotelladoras de agua quedarán sujetas al cumplimiento de la NOM 221-SSA1-2002, el certificado de calidad emitido por la Cofepris y del análisis y valoración del organismo autónomo o comité municipal de agua potable.

La legisladora de Morena señala que en nuestra entidad, en los últimos años, han proliferado embotelladoras o purificadoras de agua, lo que ha propiciado el encarecimiento del vital líquido, pero también que algunas empresas no cumplan con las medidas sanitarias y con la NOM.

Agrega que la población y probablemente las autoridades en varios casos no conocen sus fuentes de abastecimiento y los requisitos que habrán de cumplir con la NOM 221-SSA1-2002 y con las autoridades, tales como la Secretaría de Salud, la Cofrepris y la Dirección de de Control Sanitario de Productos y Servicios.

Afirma que en Oaxaca de Juárez no hay registro oficial exacto de cuantas purificadoras de agua funcionan en toda la zona metropolitana. Los consumidores, tampoco conocen las fuentes de financiamiento y la calidad de agua que se consume, “se ha dejado al libre mercado la venta de agua que va de las pipas a los tinacos, cisternas u otro tipo de contenedores, pero también de las pipas a las purificadoras y expendio de éstas. El precio de un garrafón de 20 litros oscila entre los 9 hasta los 20 pesos, lo que equivale a menos de un peso el litro, mientras, aquellas de marca y etiqueta están entre 10 a 12 pesos el litro”.