Aprueban ley en manejo de residuos para dependencias estatales

Busca minimizar su generación y promover el reciclaje

A partir de ahora, las dependencias y entidades del gobierno estatal, así como los municipales y órganos autónomos, deberán establecer en sus oficinas sistemas de manejo ambiental, los cuales tendrán por objeto prevenir y minimizar la generación de residuos sólidos urbanos, su manejo responsable y su reutilización y reciclaje.

La iniciativa de reforma al artículo 68 de la Ley para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos Sólidos del Estado de Oaxaca, aprobada por el Congreso, señala que la reciente reforma en materia de uso de plástico constituye una medida de protección y cuidado al medio ambiente; no obstante la incorporada obligación a la administración pública en lo que respecta a realizar modificaciones a sus adquisiciones por productos amigables con el medio ambiente, obliga a repensar el modelo de compra-venta que se pretende seguir.

Los anterior, en virtud de que la gran mayoría de bienes y servicios que se contrataban antes de la prohibición provenía de grandes empresas que utilizaban productos no biodegradables o contaminantes, luego entonces, migrar a una economía local, en la que se consideren artesanos, jóvenes y empresas locales, constituye una medida que protege a los gobernados y la economía local.

Destaca que las Compras Públicas Sustentables (CPS) son un compromiso asumido por la mayoría de los países del mundo que participaron en la “Cumbre de Río” de 1992, y constituye una herramienta de política orientada a inducir cambios en los patrones de consumo del Estado y sus diversas agencias administradoras.

Finalmente, afirma que las compras inclusivas tienen como objetivo principal incorporar como proveedores del Estado a distintos grupos de interés, todos ellos vulnerables y de especial importancia para los objetivos de las políticas de protección social e inserción en el mercado laboral y en el sistema productivo.