Autoridades blindan San Pedro Comitancillo para frenar contagios de COVID-19

En San Pedro Comitancillo se han robustecido las medidas sanitarias, a fin de reducir riesgo de contagios.

JUCHITÁN, Oaxaca.- Las autoridades municipales de San Pedro Comitancillo tomaron la decisión de “sellar” prácticamente la entrada a la población para controlar el ingreso de las personas, para proteger a la población de más contagios de COVID-19.

La presidenta municipal, María Francisca Antonio Santiago, informó que se trató de una decisión del Cabildo, que busca robustecer las medidas restrictivas ante la amenaza de más contagios que pudieran darse con el ingreso de personas de otras localidades.

Señaló que la movilidad que se registró durante la celebración de las fiestas decembrinas y del Día de Reyes, desencadenó una serie de contagios entre la población y fue lo que los llevó a realizar algunas pruebas rápidas entre la población.

Dijo que en 15 pruebas que realizaron, 10 resultaron positivas a la COVID-19, y ahora están a la espera de la confirmación de las autoridades de Salud, a través del método PCR, para confirmar o descartar los posibles contagios.

“En tres días nos entregan los resultados, después de eso, y dependiendo de los resultados, habremos de tomar ciertas medidas, dentro del marco de responsabilidad que nos corresponde como autoridades municipales”.

Mientras tanto, dijo que ya existe una restricción para las actividades no esenciales como la prohibición en el ingreso de las empresas cerveceras, y otros productos más que no son fundamentales y solamente tienen acceso los productos básicos, como los alimentos.

Para este tipo de comercio, se le está asignando un espacio en el domo municipal, ubicado en el centro de la población donde ofrecen sus productos al público, sin tener que recorrer las calles.

La venta de bebidas alcohólicas, también fue restringida en los bares y las cantinas, y únicamente se realiza solo para llevar en un horario de 9 de la mañana a 6 de la tarde. “No estamos aplicando la ley seca, hasta conocer los resultados de las pruebas PCR”, sentenció.

En la entrada de la población continua el filtro sanitario, donde se controla el ingreso de las personas, con la toma de temperatura, su identificación y el motivo de su visita a la comunidad.

 

La autoridad municipal aplicó 15 pruebas rápidas y de éstas, 10 salieron positivas; ahora, esperan confirmación a través de la prueba PCR. La alta incidencia obligó a las autoridades municipales a prohibir ingresos de foráneos al pueblo.