Propician espacios para el cine producido en Chiapas

Lucía Sarauz/F/GLucía Sarauz/F/G

Lucía Sarauz/F/GLucía Sarauz/F/G

Con una concurrencia escasa, autoridades culturales reinician actividades de manera presencial en Tuxtla Gutiérrez, aunque continuarán con aquellas de forma virtual, debido a la contingencia sanitaria que aún permanece.

Con un aforo de 50 personas en un espacio al aire libre, “El sur también existe”, jornadas de cine mexicano en Chiapas, inicia actividades con la proyección del filme El secreto de Romelia, dirigido por Busi Cortés y ganadora del Ariel y la Diosa de Plata a Mejor Ópera Prima, entre otros premios.

Con la presencia de su directora, el público asistente pudo conocer la historia basada en el cuento El viudo Román de la escritora Rosario Castellanos, donde se aprecia el punto de vista de tres generaciones de mujeres sobre la virginidad y lo que es el amor. La protagonista es Romelia, una mujer de la tercera edad que guarda un secreto que a pesar de los años, la sigue atormentando. El primer largometraje de Busi Cortés es proyectado en la capital chiapaneca y ha propiciado un diálogo con la realizadora.

Óscar Leon Ramírez, director de Promoción Cultural del Consejo Estatal para las Culturas y las Artes de Chiapas (Coneculta), dio la bienvenida a la primera actividad presencial, luego de varios meses que la cartelera migró a lo virtual ante la presencia del Covid-19 desde marzo de este año.

“‘El sur también existe’ tiene como objetivo proveer actividades basadas en el acto de la creatividad humano, en este caso con las artes cinematográficas, tratamos de darle a sociedad un tipo de diálogo que tenga una naturaleza resiliente; sabemos que la situación actual ha dejado secuelas de salud mental, obviamente se hará visible cada vez más y es ahí donde el arte y la cultura serán medios restablecedores de emociones, así como generas capacidades imaginativas, también cumplimos el eje de la descentralización.”

Las Jornadas de cine mexicano en Chiapas cuenta con el apoyo del IMCINE, la Escuela Nacional de Artes Cinematográficas, el Centro de Capacitación Cinematográfica y Alphaville Cinema. “Tuvimos los permisos de exhibición de manera gratuita. Tenemos un cambio de políticas culturales, porque varias industrias han sido flexibles en ese ánimo de resiliencia de sur a norte.

‘El sur también existe’ cumple con dar espacios a quienes se han consagrado en alguna de las ramas de las artes, sino también a los emergentes, a quienes buscan oportunidades. Sobre todo para enunciar que en Chiapas se está produciendo arte de buena calidad; cine en este caso. Por eso es un deber institucional proporcionar espacios, así como darle los recursos”.

La jornada continúa este viernes con el documental Tote-Abuela de María Sojob, a las 18:30 horas.