Asentamientos en zonas de riesgo genera mayor afectación en Chiapas

CortesíaCortesía

FRANCISCO ALVARADO NAZAR, destacó que aún existe la cultura de construir viviendas en los márgenes de ríos o arroyos, incluso en laderas pronunciadas de cerros y montañas

Los asentamientos humanos en zonas de alto riesgo han representado uno de los factores para que las lluvias generadas por las Tormentas Eta e Iota hayan provocado afectaciones por deslizamiento de laderas, consideró Francisco Alvarado Nazar, delegado estatal de la Cruz Roja.

Destacó que aún existe la cultura de construir  viviendas en  los márgenes de ríos o arroyos, incluso en laderas pronunciadas de cerros y montañas; ante una carga de humedad en esos sitios se presentan reblandecimiento del suelo  y las  afectaciones al patrimonio de las familias.

Las lluvias generadas por ambos fenómenos hidrometeorológicos generó una acumulación y sobrecarga de agua en el suelo, pero lo que más ha  pegado  es que en esa zonas vulnerables  existen construcciones.

De acuerdo a las autoridades, señaló, existen alrededor de 15 mil viviendas afectadas por  los efectos de las lluvias y por fortuna las víctimas mortales no han sido tantas en proporción de los daños generados.

“Aunque sí duele, y nos sumamos al duelo que viven esas familias que perdieron seres queridos” indicó el  delegado de la Cruz Roja en Chiapas.

Preocupa, dijo,  la condición de precariedad y marginación en la que viven muchas familias, sobre todo en los municipios de la región Altos  y Norte de Chiapas  donde se registraron varios derrumbes y deslaves.

“Lo pudimos ver en el municipio de  San Juan Chamula donde fallecieron alrededor de 8 vidas, o en otro municipios donde también se registraron pérdidas humanas, es lamentable” destacó.

Añadió que una gran cantidad de damnificados ya no regresó a su hogar, y  aún se mantienen en albergues o en casas de familiares puesto que sus viviendas sufrieron severos daños.

“La mayoría de estas familias  buscan un espacio o una solución a la problemática, entonces también hablamos de un tema de recuperación económica después del desastre”, concluyó.