Prevén reducir al máximo afluencia de feligreses en Tuxtla Gutiérrez

Carlos Díaz Vázquez Carlos Díaz Vázquez

Cancelan antorchas y peregrinaciones a la parroquia de la Virgen de Guadalupe en Tuxtla Gutiérrez, durante los días 11 y 12 de diciembre.

Carlos Díaz Vázquez Carlos Díaz Vázquez

La cancelación de antorchas y  peregrinaciones a la  parroquia de la Virgen de Guadalupe en Tuxtla Gutiérrez, durante  los días  11 y 12 de diciembre,  fue confirmada por autoridades  municipales y eclesiásticas.

A esa cancelación  se sumó  también la suspensión de toda actividad  eucarística  y la coronación a puertas abiertas  de la virgen de Guadalupe, el día 11 de diciembre; dicha actividad cada año se acostumbra  a realizarse a las doce de la noche,  destacó  el párroco  José Castelan.

En esta ocasión  se prevé  hacerla a puerta cerrada con algunos  representantes  de peregrinaciones de Villaflores y  Villacorzo, además no se permitirá la entrada a grupos de músicos.

Será  una celebración  diferente a lo acostumbrado, indicó  el prelado, pues lo que se busca es reducir en gran medida la cadena de contagios del Covid-19 en la capital del estado y en los  municipios de donde  los peregrinos  acostumbran arribar. 

Históricamente  llegan a ese sitio más de 10 mil peregrinaciones y con la suspensión de estas caminatas se quiere lograr una reducción de al menos 50 por ciento de afluencia, por ello lanzó  la invitación a los feligreses a celebrar  dichas festividades y expresar la fe a la Virgen de Guadalupe desde casa.

El Párroco destacó  que durante  los días de celebración  se tomarán  todas las medidas sanitarias necesarias que van desde la toma de temperatura, uso de cubrebocas y utilización  de tapetes sanitizante, a estas medidas, dijo, se suma la prohibición a la entrada de personas adultas y  niños menores  de 10 años.

"Las puertas estarán  abiertas durante esos días de celebración, pero no se permitirá  que las personas se queden por más  de 20 minutos en el atrio o en el interior del templo, será un recorrido guiado  en el que las personas solamente tendrán  la oportunidad de saludar a la virgen y retirarse" mencionó.

Lo mejor, dijo, es que los párrocos  de los  distintos municipios repliquen estas mismas actividades  e inviten a los feligreses  a no viajar a la capital  del estado  para que no  haya demasiada concentración en la parroquia ubicada en el centro  de la ciudad.

La secretaria  municipal de Protección  Civil, Elizabeth Hernández Borges, explicó  que el plan operativo para esos días, será  similar al de todos los años, con la salvedad que no se permitirá el ingreso masivo  de personas y la prohibición  de quema de fuegos pirotécnicos  o cohetes.

Informó  que se cerrará  la circulación  de vehículos desde la quinta poniente y hasta la octava poniente; en ambos puntos,  expresó, se colocarán vallas metálicas donde se les realizarán  los protocolos de ingreso.

Por acuerdo  de  las autoridades municipales y eclesiásticas para este año se prohibirá  la vendimia  de antojitos y dulces típicos y la instalación  de juegos mecánicos, de esa forma se reducirá  el tiempo de estancia  de los visitantes que  acudan.

"Es una medida similar a la que implementamos durante  las celebraciones de Día de Muertos, en esas fechas de casi 70  mil visitantes  que anualmente se recibe, se redujo a menos de 20 mil visitantes" indicó.

Las autoridades de salud municipal dieron a conocer que en los filtros  sanitarios se ubicará personal  médico  para detectar posibles casos de COVID-19 o personas sospechosas; "si se detecta algún  caso, se canalizará al personal  médico correspondiente  para su atención oportuna" refirió Guadalupe Alfaro Zebadúa,  titular de la secretaría municipal de salud