Se suman organizaciones y pueblos de Oaxaca a ALDEA; exigen reforma constitucional

Piden respeto a sus usos
ArchivoArchivo

Denuncian que las políticas y leyes vigentes continúan excluyendo a los pueblos indígenas.

Pueblos, comunidades y organizaciones de Oaxaca se sumaron a la constitución de la Alianza por la Libre Determinación y la Autonomía (ALDEA), que exige al Estado mexicano una reforma constitucional y cambios a las leyes para el ejercicio efectivo de sus derechos humanos.

En su representación, el presidente de Servicios del Pueblo Mixe (SER-Mixe), Basilio Gutiérrez Jiménez, informó que la ALDEA se integró porque las políticas y leyes vigentes excluyen a los pueblos y lacerando sus derechos fundamentales.

“Empresas y crimen organizado atentan contra las estructuras tradicionales de toma de decisión e invaden los territorios con proyectos de muertes, por medio de la violencia, la corrupción y falsas consultas, así como dividen el tejido comunitario y atacan y criminalizan a comunidades, organizaciones y defensores indígenas”, asentó.

Demandó reformas al marco legal con la participación activa de las comunidades y la sociedad civil, en consonancia con los tratados internacionales de derechos humanos y los Acuerdos de San Andrés Larráinzar.

Exigió impulsar la reforma constitucional que busca reconocer a los pueblos y comunidades como sujetos de derecho público y garantizar de forma efectiva sus derechos a la libre determinación, a la autonomía, al territorio y a sus formas propias de desarrollo y de aplicación de justicia.

Requirió derogar las distintas formas de despojo legal de los territorios indígenas, vigentes en las leyes energéticas y la Ley Minera, debido al carácter preferente de estas actividades y las figuras de ocupación superficial, así como promover una nueva Ley de Aguas, con apego a derechos y al respeto de los sistemas comunitarios, y una Ley de Prohibición de la Fracturación Hidráulica. 

Reclamó a los gobiernos y congresos de Guerrero, Michoacán y Oaxaca aprobar las reformas en las constituciones y leyes locales para el pleno respeto y garantía del autogobierno y los sistemas normativos y de seguridad propia.

También, requirió a la Secretaría de Gobernación, a los órganos de seguridad, procuración y administración de justicia y a los organismos nacionales e internacionales de derechos humanos, implementar medidas y sanciones efectivas que aseguren a comunidades, organizaciones y defensores el ejercicio pacífico de su labor de derechos humanos.

Participantes

En la ALDEA, además de SER-Mixe, participan la Coordinadora de Pueblos Unidos por el Cuidado y Defensa del Agua (Copuda), Servicios para una Educación Alternativa (Educa) y el Centro de Derechos Indígenas Flor y Canto.

Vemos día con día que gobiernos, empresas y crimen organizado, atentan contra las estructuras tradicionales de toma de decisión, e invaden los territorios con proyectos de muertes.

Basilio Gutiérrez Jiménez, Presidente de Servicios del Pueblo Mixe.