Atiende PC a municipios afectados por lluvias en la Cuenca

Tras aguaceros

TUXTEPEC, OAX.-Tras los fuertes aguaceros registrados el pasado fin de semana, el gobierno del estado en coordinación con Protección Civil,  se mantiene atendiendo a los municipios de esta región de la cuenca del Papaloapan, que se vieron afectados por causa de las lluvias intensas que continúan registrándose en la mayor parte de la entidad.

El coordinador regional de dicho organismo, Jaime Canseco Claudio, indicó que las localidades que han sido mayormente afectadas por las condiciones climatológicas son: San Juan Lalana, Santiago Choapam y Santiago Jocotepec, además de San Juan Comaltepec, con los cuales se trabaja para apoyarlos en lo que sea posible, ante los daños ocasionados por las tormentas que se presentan en la zona, las cuales habrán de continuar.

Precisó que a partir del reporte de las autoridades municipales, se ha establecido el apoyo con elementos del Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y la Policía Estatal, para movilizarse a la zona donde se localizan las comunidades que sufrieron considerables daños materiales, así como la muerte de una persona que quedó sepultada en el interior de su vivienda, por el alud generado por el movimiento de la ladera en la población de San Juan Comaltepec.

Al igual, las lluvias ocasionaron el desbordamiento de los ríos Chiquito y Manso, por lo que se vieron afectados los habitantes de las comunidades de San José Río Manso, San José Yogope, San Juan Lalana, Cerro Progreso, Asunción Alcoba, Arroyo Lumbre, Arroyo Plátano, Arroyo Blanco, San Juan Evangelista, San Miguel la Paz,  Tres Arroyos, Arroyo Tomate y Arroyo Piedra.

En tanto que en Santiago Choapam, sufrieron afectaciones los pobladores de San Juan del Río, mientras que en Santiago Jocotepec, la afectación alcanzó a las comunidades de Río Chiquito, Jocotepec y Montenegro.

Y a su vez, han sido alertados los municipios de Valle Nacional, Jacatepec y Chiltepec, ya que el río Valle Nacional, presenta un incremento considerable en su nivel, generado por las precipitaciones, dado que en esta zona llovió cerca de 138 milímetros, los que se acumularon en un lapso de 24 horas, lo que provocó fuertes escurrimientos hacia los ríos Manso y sus afluentes.