Hay más de dos mis afectados por falta de agua en Tlaxiaco

Habitantes de las colonias El Fortín y Jardines del Pedregal, localizadas en la agencia municipal Barrio San Pedro, pertenecientes a la Heroica Ciudad de Tlaxiaco, en la región de la Mixteca, se manifestaron ayer frente a la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) para pedir su intervención y sea restablecido su sistema de agua potable.

El portavoz de los inconformes, Manuel Morales Martínez, informó que el servicio fue suspendido hace ocho días por una determinación arbitraria del agente municipal de Barrio San Pedro, Ángel Hernández Cruz, y así, alrededor de dos mil habitantes se quedaron sin agua.

Explicó que el agente municipal se apropió del sistema de agua potable por una donación o venta realizada de manera ilegal celebrada por el expresidente de la Asociación Civil Unión de Colonias El Fortín y Jardines del Pedregal, René Demetrio Bermeo Cruz, a pesar de ser un bien de los habitantes de esos asentamientos.

“Asumió el control y cerró el servicio, justificándose en que tiene documentos de propiedad, pero el sistema y el tanque son de las colonias”, anotó el portavoz.

Detalló que la representación de las colonias ha dialogado con el presidente municipal de la Heroica Ciudad de Tlaxiaco, Gaudencio Ortiz Cruz, para requerir su mediación y se restituya el servicio, pero no ha ofrecido una respuesta.

“No ha tomado cartas en el asunto”, añadió Morales Martínez.

Destacó que existe un grave riesgo de enfrentamiento entre los habitantes de las dos colonias y la agencia municipal Barrio San Pedro, porque se encuentran demasiados molestos por el atropello.

“Ya quieren actuar y puede haber un enfrentamiento. Por eso, no queremos que haya derramamiento de sangre”, agregó el representante.

De esta manera, requirió la participación de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca para instar a las autoridades correspondientes a actuar y así, las colonias recuperen el servicio de agua potable, a través la política y el acuerdo.

“Queremos que todo sea de manera pacífica, pero si las autoridades no solucionan el conflicto, no será nuestra responsabilidad”, terminó.