Muere sacerdote Gil Antonio Torres Varela por COVID-19

Era el titular de la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús en Oaxaca

El sacerdote Gil Antonio Torres Varela falleció a los 75 años de edad en un hospital por complicaciones ocasionadas por el coronavirus SARS-CoV-2.

El presbítero, titular de la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, localizada en la Unidad Habitacional Infonavit Primero de Mayo, nació en febrero de 1945 en la Villa Talea de Castro, perteneciente a la región de la Sierra Norte.

Fue ordenado sacerdote el 11 julio de 1961, por el tercer arzobispo de Antequera-Oaxaca, Fortino Gómez León.

Durante varios años, fue párroco de Santo Domingo Teojomulco, localizado en la Sierra Sur, después fue trasladado a otras parroquias de la ciudad de Oaxaca de Juárez, entre estas, Felícitas y Perpetuas, Santa Rosa y el Sagrado Corazón de Jesús.

Fue también el primer coordinador del Centro Diocesano de Pastoral Indígena de Oaxaca (CEDIPIO).

Después de los servicios religiosos en una funeraria, localizada en el Centro Histórico de esta ciudad, fue inhumado en un parque memorial, situado en la Carretera Internacional Cristóbal Colón.

“Fue un buen sacerdote, que deja un gran testimonio de su ministerio y de su labor pastoral en beneficio de los pueblos indígenas, al promover una catequesis inculturada. Donde estuvo, siempre fue dedicado y entregado”, afirmó el vicario general de la Arquidiócesis de Antequera-Oaxaca, Francisco Reyes Ochoa.