Logra AMLO que ikoots se pongan de acuerdo, y Santa María del Mar tendrá servicio de energía eléctrica

Por acuerdo de su Asamblea General, San Dionisio del Mar acordó permitir el paso de los materiales de construcción por su territorio para el establecimiento de una granja solar en la comunidad hermana ikoot de Santa María del Mar, que autorizó el presidente Andrés Manuel López Obrador, para atender su requerimiento del servicio de energía eléctrica.

El presidente de la Comisión de la Asamblea General de San Dionisio del Mar, Fortino García Morales dijo que esta determinación se alcanzó después de una serie de reuniones con las autoridades agrarias, el agente municipal y las cooperativas de pesca y ganadera de la comunidad de Santa María del Mar, para reflexionar sobre los problemas de la zona ligados con la preservación de los recursos naturales y el territorio, sin intervención o mediación de los gobierno estatal o municipal.

De esta manera, expuso que ambas comunidades se comprometieron a defender el territorio y no permitir la instalación de proyectos transnacionales en sus respectivas áreas comunales.

“Seguiremos construyendo muestras historias de anhelos y sueños con espíritu de paz y solidaridad”, asentó.

Granja solar

Subrayó que San Dionisio del Mar convino dar todas las facilidades en territorio para el paso del material de construcción de la granja solar por su espíritu de solidaridad con la comunidad hermana, ante su necesidad prioritaria de contar con el servicio de energía eléctrica.

A su vez, el comisariado de Bienes Comunales y el agente municipal de Santa María del Mar, Eustacio Reyes Martínez y Gelasio Mateo Cruz, destacaron que la comunidad está comprometida en el cuidado y protección de lugares venerados por sus ancestros, donde aprendieron a jugar, hablar y crecieron, pues su territorio ha sido mancillado y ultrajado por la ambición de quienes solo están interesados en el dinero.

Además, subrayaron que el establecimiento de la granja solar obedece a la propia gestión de la comunidad con el presidente Andrés Manuel López Obrador y con el director general del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI), Adelfo Regino Montes, más no a alguna intervención del presidente municipal de Juchitán de Zaragoza, Emilio Montero López.

“Nuestro problema había sido ignorado por mucho tiempo por los gobiernos estatal y municipal, porque solo se hacían presentes a veces con mentiras, otras con estridentes declaraciones y con olvidos, pero nunca con la intención de un auténtico interés de ayudar”, señalaron.

Aparte de esto, aclararon que la energía eléctrica producida por la granja solar se destinará únicamente para el beneficio doméstico de los habitantes de Santa María del Mar, porque carecen de ese servicio desde el 2009.

Finalmente, Efraín Solano Alinarez resaltó que la determinación de la Asamblea de San Dionisio de Mar muestra al diálogo como un instrumento para alcanzar acuerdos y fortalecer los lazos de hermandad en un ambiente solidario y de plena armonía con su comunidad hermana.

“Los pueblos estrecharon los lazos de amistad y hermandad cultivada y heredada por los abuelos”, señaló.