Desairan productores los seguros agrícolas en La Cuenca

Mínima demanda

TUXTEPEC, Oax.-Cada año los productores, principalmente de plátano padecen los estragos de los vientos en la temporada de lluvia de mayo a octubre, a pesar de la necesidad de contar con los servicios de seguros agrícolas, únicamente acceden al que otorgan el estado, en algunos casos, pero la cantidad que reciben es menor y se resisten a invertir en un seguro que proteja en su totalidad el cultivo. 

Jesús Caña Morales, representante de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) en Tuxtepec, explicó que los servicios de seguros agrícolas contra siniestros en la región si deberían utilizarse con frecuencia por la  importancia que tiene para los productores contar con uno. 

Hace unos años, aún entonces Sagarpa hizo una propuesta en donde se  proponía principalmente a los plataneros que se constituyeran en un fondo de  auto aseguramiento, porque el monto que se daba de apoyo en  el esquema de siniestros anteriores era relativamente poco. 

Sin embargo, los productores no quisieron aportar para constituir el fondo de autoaseguramiento y muy pocos  de la zona  decidieron contratar el seguro, el cual enfatizó  es una necesidad, pero no tiene la cultura el productor de adquirirlo porque lo ve como un gasto y no como inversión. 

De acuerdo a los registros en Santa Teresa de todos los productores solo 8 contrataron el seguro el año pasado de manera particular y cuando tuvieron el siniestro varios recobraron una  gran parte de su inversión,  pero ni aun así logran que el resto de los productores lo contemplen como inversión. 

El representante considera que es necesario hacer mayor promoción y trabajo de convencimiento con los productores, que en general no están convencidos en la necesidad de contratar un seguro agrícola. 

Cabe mencionar, este año no han reportado siniestros de manera oficial, apenas realizaron un recorrido en la zona platanera por los vientos registrados hace unas semanas, pero no  observaron daños significativos por lo que el seguro que brindan no aplica. 

Por parte de los productores manifestaron en una entrevista a Noticias que sí hubo daño en las plantaciones pero que deciden no reportar porque el seguro que ofrece el gobierno en ocasiones tarda hasta ocho meses en dispersarse, para esas fechas ya la siembra y cosecha paso, además el recurso es mínimo para hacer frente al daño.