Datos curiosos del pequeño personaje de la lucha libre, "Kemonito", que deberías saber

El famoso "Kemonito" es una más de las tantas leyendas de la lucha libre que perduran hasta nuestros días. El día de hoy está celebrando su cumpleaños.

En 2005, la lucha libre nacional conoció a este simpático personaje diminuto que apareció como mascota del gladiador Místico en el Consejo Mundial de Lucha Libre y que no pasó mucho tiempo para que se adueñara de los corazones de muchos, pero hay muchas otras anéctodas y curiosidades de esta mascota inmortal. Aquí te presentamos algunas.

1.- Fue el Alushe de Capitán aventura

Uno de los grandes mitos que se rumoraba por las arenas es que el Kemonito era nada más y nada menos que el famoso Alushe, el compañero del Capitán aventura. Lo cual es cierto y el propio Kemonito fue el encargado de revelar sus orígenes en 1998: “Tinieblas quería un changuito o lorito, una mascota no sabía qué”, y así cobró vida este personaje.

2.- Intentó ser luchador

El Kemonito reveló que quiso probar suerte como mini luchador en el CMLL para dar a conocer su persona más allá de un personaje, sin embargo la misión que le dieron en dicha empresa fue clara: darle vida al Kemonito, personaje que ya tenían preparado y para quien estaban buscando una persona especial que le diera vida.

3.- Resurgió en los memes

Aunque con el pasar de los años el kemonito envejece, en internet la figura se mantiene inmortal ya que fue hace poco tiempo que fue producto de un sin fin de memes.

4.- Por casualidad llegó a la lucha libre

Cuando aún era conocido por sus seres queridos como ‘Centavito’, sus amigos “minis” lo convencieron de entrenar para aprender a defenderse. Un día, como cualquiera fue al cine y ahí estaba, por azares del destino, el luchador Tinieblas, quien lo vio y de inmediato supo que lo quería como acompañante, por lo que le pidió a sus amigos que se lo presentaran y al proponerle la idea, el ‘Centavito’ aceptó.

5.- También es papá 

El Kemonito es padre de cuatro hijos y uno de ellos es el querido Microman, la pequeña estrella del CMLL de 20 años y quien rápidamente se convirtió en uno de los favoritos del público tras debutar en 2015 en la Arena México.