UNAM propone investigar presencia de COVID 19 en drenajes

Criterio HidalgoCriterio Hidalgo

Ciudad de México.- El Instituto de Ingeniería de la UNAM desarrolla tecnología para detectar en las aguas residuales de los domicilios de Ciudad de México la presencia del virus causante de la enfermedad del Covid-19, expuso la directora Rosa María Ramírez.

"El SARS-COV2 y los fármacos que se utilizan para el tratamiento de este virus van en las heces, en la orina y entonces los fragmentos genéticos de este virus se encuentran en los aguas residuales y es posible cuantificarlos", indicó la directora del instituto.

Con este sistema, expuso, es posible monitorear colonias, fraccionamientos, edificios, para anticipar el crecimiento en la demanda de hospitales con una semana de anticipación, lo que ya es utilizado en Europa.

"El Instituto de Ingeniería en su unidad Juriquilla ya tiene la técnica implementada, probada en humanos, por biología molecular y ya está siendo aplicada, ya fue detectado en algunas aguas residuales de la ciudad de Querétaro", comentó este jueves en el foro virtual de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción.

El Sistema de Aguas de Ciudad de México (Sacmex) ya participa en un estudio de este tipo, indicó el director del organismo, Rafael Carmona.

En la sede del Instituto de Ingeniería de Ciudad Universitaria, agregó Rosa María Ramírez, hay una técnica por cromatografía de gases y espectrometría de masas para detectar uno de los fármacos más utilizados en el tratamiento del SARS-COV2, también en las aguas residuales.

El método tradicional de biología molecular requiere hasta dos días para procesar la muestra, pero se han desarrollado esquemas rápidos, mediante tiras de papel con reactivos, con resultados casi inmediatos y más económico, comentó la investigadora.

Aclaró que para aplicar estas tecnologías en forma ordinaria, hacen falta unos estudios.

"Todavía estar por determinarse los estudios en México y llevaría un año, pero viendo las expectativas de que esta emergencia puede durar hasta tres años, valdría la pena invertir en estos estudios", concluyó la directora del Instituto de Ingeniería de la UNAM.