Parejas deberán dejar pasar un mes de 'enfriamiento' antes de divorciarse, en China

PixabayPixabay

CHINA.- El Congreso de China aprobó este jueves un “periodo de enfriamiento” de un mes para las parejas que soliciten el divorcio, a través de la adopción del primer código civil del país, una decisión que provocó el rechazo de muchos ciudadanos chinos.

La ley aprobada por el Congreso Nacional del Pueblo (APN) introdujo un tiempo de reflexión para quienes piden el divorcio: las solicitudes podrán procesarse sólo hasta que pase este periodo. La argumentación de la ley es que el país atraviesa por altas tasas de divorcio en los últimos años.

El tema se hizo tendencia en redes sociales este jueves y atrajo más de 800 millones de visitas en la plataforma china Sina Weibo, informó el medio estatal Global Times.

Muchos usuarios consideraron que la nueva disposición es una intromisión al ámbito de la vida privada y que el periodo de reflexión no debería aplicarse en casos de violencia doméstica.

Respecto a la primera inconformidad, Zhu Wei, profesor de Derecho de la Universidad de China, dijo al medio del Estado que “la disposición no significa que China no proteja la libertad de las personas para casarse”.

Zhu afirmó que la nueva disposición es una muestra de que la ley tiene la función de corregir “costumbres sociales inadecuadas”. En Weibo, los usuarios argumentaron que “ni siquiera” pueden divorciarse libremente y señalaron que “también debería haber un periodo para matrimonios imprudentes”.

Por otro lado, en cuanto a la violencia doméstica, la Comisión de Asuntos Legislativos del Comité Permanente de la APN argumentó que el periodo de enfriamiento solo se aplicará a las parejas que solicitan separarse ante el departamento de asuntos civiles.

La Comisión dijo que los divorcios que implican violencia doméstica “generalmente se resuelven mediante demandas judiciales”. El nuevo código civil entrará en vigor el 1 de enero de 2021.

El proceso de creación de este nuevo documento que rige temas de derechos privados como la propiedad, los contratos, la personalidad, la herencia, el matrimonio y la familia, comenzó en junio de 2016.