Su rancho era zoológico cerca de Tuxtepec

TUXTEPEC, Oaxaca.--Elementos de la Fuerza Civil habrían irrumpido en las instalaciones del macabro rancho Monterrico ubicado en jurisdicción del municipio de José Azueta, en el estado de Veracruz, en donde habrían encontrado animales salvajes, que en versiones que circulan, eran alimentados con carne humana.

Lo cierto es que el inmueble que fue descubierto la semana pasada por personal de la Fuerza Civil y que presuntamente está relacionado con una célula delictiva, contiene en su interior elementos que solo hacen más escalofriante lo que extraoficialmente se dice de este inmueble ubicado a 210 kilómetros del puerto de Veracruz.

Circula en las redes sociales un video en donde se mira como la Fuerza Civil ingresa al rancho, en donde lo primero que hacen es bloquear la señal de las cámaras de seguridad, para enseguida recorrer todo el lugar, buscando evidencias de lo que se habla y no se ha confirmado, que el lugar era un centro de tortura.

La propiedad está compuesta de dos plantas, pintados sus muros en color amarillo y en la parte de la azotea una antena de radio, que permitía a los moradores a comunicarse por toda la franja divisoria de Oaxaca y Veracruz, era además un santuario a las desapariciones y quizás los mas aterradores tormentos.

Una pareja de leones dentro de una zona acordonada, mencionaron quienes ingresaron, estaban impacientes, se veían hambrientos, es aquí en donde toma fuerza el mito de que estos felinos eran alimentados con carne humana, al igual que los cocodrilos que habitan en una pequeña laguna en esa propiedad.