“Mochila segura” viola privacidad

ArchivoArchivo

Iniciado a finales de enero en escuelas de la capital del estado, el operativo “Mochila Segura”, es para las niñas, niños y adolescentes que integran el Comité de Niñas, Niños y Adolescentes por sus Derechos (CONNAD), una acción que violenta su privacidad, les criminaliza y discrimina. 

De manera conjunta se pronunciaron contra dicha medida porque -detallaron- viola su derecho a la privacidad plasmado en el capítulo 17 de la Ley General de los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes, el cual establece que  “tienen derecho a la intimidad personal y familiar”.

El pronunciamiento, elaborado por Lucero Guadalupe Pérez López, Evelyn Naomi López Pérez y Laura Denise Hernández Martínez, todas de 12 años de edad, así como Juan Daniel García Hernández y Alison Gabriela Martínez Juárez de 13 años de edad, además de Carmelita Josefina Jacobo Meléndez de 14 años, agrega que "Mochila Segura" resulta ser un acto discriminatorio porque sólo se aplica al estudiantado y no al personal docente y administrativo de la institución. 

La revisión de las mochilas -agregaron- puede derivar en otras violaciones a derechos. Citaron  un caso en donde padres y madres de familia hallaron condones a estudiantes y se los retiraron, violando sus derechos sexuales y reproductivos.

Consideraron que lo principal es erradicar la violencia que existe en el país y no ver a las y los niños como un objeto manipulable a la obediencia de las personas adultas.

Opinaron que con el operativo se militarizan las escuelas y convierte al personal docente, padres y madres de familia en policías que rompen la confianza. 

Plantearon un giro a la educación para establecer un enfoque de derechos humanos para la construcción de un mundo más equitativo.

Diana Leticia Pérez López, responsable de la CONNAD agregó que si bien es cierto han habido casos en los que han llevado armas a las escuelas, hay que preguntarse ¿quién se las da, quién las proporciona? para ir a fondo de la problemática. 

Enfatizó que en ésta como en muchas otras acciones en torno a la niñez, a ellas y ellos no se les involucra en el diseño de las acciones. “No les preguntaron si están de acuerdo, es decir, no se les incluye en los planes de acción, simplemente son adultas y adultos que plantean estrategias sin tomar en cuenta la opinión de éste sector de la población”, apuntó.