Pasajeros de crucero en cuarentena en Japón han desarrollado sintomas de COVID-19

Docenas de pasajeros que recibieron autorización para desembarcar de un crucero en cuarentena en Japón han desarrollado síntomas, incluida la fiebre, y se les pedirá que realicen pruebas para detectar el virus, dijo el miércoles el ministro japonés de salud.

El gobierno ha contactado a 813 ex pasajeros del barco “Diamond Princess”. La semana pasada se permitió la salida a unas 970 personas que se encontraban en cuarentena a bordo, por arrojar resultado negativo en los exámenes de laboratorio.

Sin embargo, se descubrió que varias de esas personas efectivamente están contaminadas.

El ministerio verificó que “45 personas tenían ciertos síntomas”, dijo el ministro de salud, Katsunobu Kato, al parlamento.

“Les pedimos a todos (aquellos que tienen síntomas) que visiten a un médico y que se hagan exámenes”, dijo Kato.

Japón se ha visto sometido a una presión cada vez mayor por el manejo de la crisis sanitaria creada por el crucero, en especial después que se descubrió que algunos pasajeros a los que se les permitió desembarcar después de dar negativo fueron diagnosticados posteriormente con el virus.

A los pasajeros a quienes se les permitió salir del barco después de una cuarentena de 14 días se les pidió que permanecieran en sus casas, pero no se impusieron medidas formales que restringieran sus movimientos.

Hasta ahora se confirmó que al menos dos expasajeros en Japón estaban infectados, a pesar de haber dado resultado negativo anteriormente.

Pasajeros extranjeros que inicialmente habían dado resultado negativo también fueron luego diagnosticados con el virus en Australia y Hong Kong.

Los legisladores de la oposición japonesa responsabilizan al gobierno por no implementar una nueva cuarentena de 14 días después de que los pasajeros salieron del crucero.

Los países que repatriaron a sus ciudadanos han exigido que se sometan a otro período de aislamiento, lo que sugiere que consideran fallida la cuarentena pasada a bordo del crucero.