Uniendo Corazones Social

Silvia Tapia es una joven oaxaqueña, egresada de la licenciatura en Enfermería y apasionada del baile de salón, por lo que combina su actividad laboral con las actividades de la compañía de baile a la que pertenece y clases que imparte en su academia.

La enfermera comenta que ante la falta de espacios en Oaxaca, donde se pueda disfrutar de bailar salsa, se comenzaron a realizar "sociales", eventos donde se baila, se presentan shows y dj's exclusivos de baile en los cuales ella participaba. A la vez, su profesión le hizo darse cuenta de la necesidad que tienen los niños y sus familias, quienes tienen algún padecimiento y que permanecen en los hospitales públicos. 

Un día, a través de facebook, vio que una mamá que tenía un hijo con cáncer en el Hospital de la Niñez Oaxaqueña, vendía llaveros de corazones de fieltro para poder seguir solventando los gastos del tratamiento del niño; fue entonces que decidió apoyarla, ayudándola con la venta. Sin embargo, se topó con algunos comentarios que le hicieron darse cuenta que hace falta la conciencia de ayudar  en nuestro estado. "Siempre me encontraba con comentarios como 'está muy caro' o 'no tengo'", asegura.

Sociales con causa

A raíz de ver que la recaudación de la venta de los llaveros era muy poca para ayudar a la causa de esta mamá guerrera, decidió realizar "un social con causa", en el cual lo recaudado sería en apoyo al tratamiento contra la Leucemia del pequeño Zuriel, quien ahorita se encuentra estable.

Este fue el primer evento de tres que se han realizado, en el cual los asistentes, quienes pagan una entrada destinada a la causa, pueden disfrutar del baile, shows y rifas de artículos que donan los patrocinadores.

El segundo evento fue en apoyo a la causa de Lía, una pequeña quien lamentablemente perdió la lucha contra la leucemia, no sin que antes se hiciera todo lo posible por apoyarla; y el tercero fue en beneficio de Toño, un pequeño de 4 años, con Leucemia.

"Todo lo que se recauda es para la familia y el niño que se está apoyando; este domingo va a ser el cuarto evento y estamos buscando la forma de seguir apoyando a estos niños, porque la cantidad que entra es pequeña y estamos en busca de otra forma de apoyo", nos comparte la fundadora de esta iniciativa social.

Uniendo Corazones

Los sociales anteriores habían sido en apoyo a niños con cáncer; esta vez será en apoyo a Lucas, un niño de 4 años y 9 meses, quien sufre de deficiencia de vitamina C, problema que no lo hace candidato para recibir el apoyo de algunas instituciones, por lo que la necesidad de recurso de sus padres es constante.

"Si bien el 35 % de la población del Hospital de la Niñez son niños con cáncer, hay una población más grande de niños que tienen una estancia prolongada en el hospital o están en terapia intensiva o necesitan medicamentos o tratamientos un poco más complicados y esta es mi preocupación, poder apoyar a quienes más lo necesitan", nos comenta Silvia.

Entre sus proyectos a futuro está realizar kermeses y rifas, ya que si bien los niños tienen lo suficiente en el hospital, muchas veces los familiares tienen que dejar sus trabajos y a veces no tienen ni siquiera dónde dormir, pues si bien existe un albergue, este es muy pequeño y se ve rebasado.

"Nuestra intención también es concientizar en las personas, que debemos apoyar, no nada más a los niños, sino también a los animales que hay en la calle  y fomentar valores como poner la basura en su lugar", dice Tapia.

Asegura también que el apoyo de los bailarines oaxaqueños ha sido muy positivo, pero que busca que se sumen más y más personas a esta iniciativa, la que realiza principalmente con el apoyo de su familia, amigos y empresarios de buen corazón.