¡Casi los linchan!

“Vamos a matarlos, ya estamos cansados de los asaltos, a diario asaltan a uno…”, era el clamor popular de unos 20 taxistas que en cuestión de minutos rodearon a dos jóvenes en la calle José López Alavez en la colonia La Cascada en la ciudad capital, pero vecinos lograron contenerlos y las policías municipal y estatal lograron rescatarlos.

Eran a las 23:40 horas del domingo cuando cuatro jóvenes salieron de una vela que se celebró en un salón de eventos en la colonia Estrella y en la avenida Venus tomaron un taxi para dirigirse a la zona norte de la ciudad capital.

Habían transcurrido unas cuadras cuando el conductor del taxi del sitio ADO reportó que era víctima de asalto por parte de cuatro sujetos.

La voz de alerta originó que decenas de taxistas que estaban esperando pasaje en la terminal de autobuses de primera clase, que circulaban en la ciudad capital y que estaban en un accidente, acudieran a la colonia La Cascada.

Fue en la calle José López Alavez donde los cuatro sujetos bajaron del taxi y se echaron a correr, supuestamente luego de robar la cuenta del día.

Dos lograron escapar, pero Francisco J.C. y Rey D.R., de 24 y 25 años de edad, fueron alcanzados por los taxistas.

“Vamos a matarlos, ya son muchos asaltos que cometen…”, dijeron los taxistas y empezaron a golpearlos. A uno de ellos le quitaron el pantalón y a otro lo agredieron en el empedrado.

Vecinos del lugar al escuchar los gritos, salieron y empezaron a grabar, lo cual molestó a los taxistas. Mientras vecinos y taxistas discutían, a la zona se desplazaron los elementos de la policía municipal y estatal.

Los elementos policiacos rescataron a Francisco y Rey, quienes fueron trasladados a la Cruz Roja para recibir asistencia médica.

Ellos dijeron que salieron de una fiesta y negaron que eran los responsables del asalto.

Los taxistas se retiraron y ya no presentaron denuncia penal en contra de los jóvenes, quienes quedaron por una falta administrativa.

Fue homofobia

A través de redes sociales, uno de los afectados señaló que la golpiza que recibieron fue por homofobia por parte del taxista, pues se molestó porque los jóvenes no quisieron abordar su unidad al salir de, siempre según el joven, un "evento gay".