Continúa la fiesta en Chiapa: celebran a San Antonio Abad

Roberto A. Cañaveral SánchezRoberto A. Cañaveral Sánchez

Por ser la segunda imagen religiosa que se celebra en esta Fiesta de Enero, es mucha la asistencia de los pobladores y la participación como Parachicos y Chiapanecas.

Miles de Parachicos recorrieron junto a las bellas chiapanecas y cientos de espectadores del municipio, del turismo local, estatal, nacional y extranjero las calles de un pueblo mágico que se encuentra de manteles largos por su tradicional fiesta grande.

Sin importar el intenso calor que se dejó sentir, los Parachicos danzaban y gritaban sus vivas a los cuatro vientos, buscando la contestación de más Parachicos que iban junto a ellos.

Tres recorridos importantes realizan los Parachicos acompañados también del tambor y el pito y las bandas de música de viento y en el aire, los cohetes explotaban sin cesar; esos recorridos de algunas cuadras que comúnmente se realizan en minutos, con las imágenes, con los Parachicos y Chiapanecas tardan por lo menos un par de horas y todos lo realizan con el gran fervor religioso de acompañar a la imagen.

En la Plaza del Parachico fue donde se dieron cita miles de parachicos para degustar de la comida tradicional, la llamada comida grande: Pepita con Tasajo.

Ahí convive todos y disfrutan de este exquisito platillo llamado precisamente comida grande porque grande es la delicia, grandes son los peroles para hacer comida para un número bastante grande de comensales y porque es para una Fiesta Grande y difícil de igualar.

En los Alrededores del Barrio de San Antonio Abad, son muchas las familias las que cuentan con imágenes religiosas de este santo, y precisamente este día lo festejan rezándole y al término de los rezos se quedan a disfrutar de la rica comida, las bebidas y la gran fiesta.

Por ser la segunda imagen religiosa que se celebra en esta Fiesta de Enero, es mucha la asistencia de los pobladores a este barrio y a la participación como Parachicos y Chiapanecas.

LA VISITA AL PANTEÓN

Dentro de la fiesta en la que Parachicos salen a bailar, se encuentra la visita del Panteón, misma que se da cada 18 de enero, fecha en donde los Parachicos llegan a bailarle a los patrones ya fallecidos.

Dentro de lo emotivo de esta actividad, se puede uno dar cuenta de que muchos parachicos realizan un pequeño desvío dentro de su recorrido en el panteón para dirigir sus pasos y visitar la tumba de sus familiares.

Esto en verdad es emotivo toda vez que muchos Parachicos tienen a padres, hermanos, hijos, hijas o nietos que fallecieron, y si sus familiares fallecieron recientemente, la imagen se torna muy conmovedora.

De esta emotiva manera concluyeron el segundo y tercer día respectivamente de Parachicos y Chiapanecas, el día esperado, el más importante y más grande será este 20 de enero, fecha en que se celebra a San Sebastián Mártir.

 

PIDE PATRÓN FRENAR VICIOS

Por otra parte, Rubisel Gómez Nigenda, Patrón de los Parachicos de Chiapa de Corzo, consideró que la cantidad de Parachicos en los recorridos que hacen durante la Fiesta Grande no debería rebasar de una cierta cantidad, pues disminuye  la calidad de la danza.

En entrevista mencionó que en muchas ocasiones los artesanos cumplen los caprichos de los clientes, desde la vestimenta hasta la máscara, a parte que la danza no la hacen como debe ser y eso hace que se distorsione también el sentido de las festividades.

“Salen por salir o bailan por bailar, además que el traje lo distorsionan; a veces el artesano le cumple el capricho al cliente, y la máscara la elabora con la cara que se parezca al papá o a algún personaje, eso que provoca que se pierda el sentido tanto de la danza como de la vestimenta”, mencionó.

De cierta forma, esas malas prácticas, advirtió, es una forma de transgredir los usos y costumbres de Chiapa de Corzo y sus festividades; “como lo que ha sucedido en Ocozocoautla con los personajes zoques conocidos como Chores que se han estilizado”, enfatizó.

#tradiciones#chiapadecorzo#feria#parachicos#chiapanecas