Consejos para poner un negocio online para emprendedores sin experiencia

Poner un negocio por internet no es fácil. Sin embargo, una vez montado, solo requiere de paciencia y dedicación. Y para ello hay que tener primero muy claro qué hará. Hay que saber exactamente lo que estamos buscando, y qué productos vamos a ofrecer. Hoy en día muchas personas se dedican a esta novedosa forma de vender, pero solo pocas consiguen ser exitosas.

Una tienda en internet no se monta en pocos días. Hay que planearlo muy bien para acercarnos a conseguir el éxito anhelado. Es importante hacer un previo estudio de mercado, tener un modelo de negocio, buscar proveedores, solicitar precios, compararlos, hacer cuentas para no salirse del presupuesto inicial y tener el apoyo de algunos profesionales, entre otros.

Todo lo que implica montar un negocio online lleva su tiempo para poder hacerlo bien y conseguir los resultados esperados. Los consejos de los expertos nos ayudan con el desarrollo del proyecto y nos brindan algunos tips. Así que, a dar rienda suelta a nuestra imaginación para lograr lo que deseamos.

La primera idea: El paso más importante

La planeación es el primer momento y esa emoción llega a ser en la mayoría de casos indescriptible, ya que se trata de poner sobre papel toda la ilusión. Es decidir, qué vamos a hacer, cómo lo vamos a hacer, cuándo lo vamos a hacer y en dónde vamos a comprar lo que vamos a vender. Es normal que en este primer momento tengamos muchas inquietudes y que miles de ideas crucen por nuestra cabeza.

Ten claro el producto, y ten presente que el que escojas debe tener un buen precio. Porque así tendrás más cantidad de clientes que pagarán por él. Además, necesitas un buen canal que funcione con los precios, proveedores, crear un logotipo, y sobre todo, saber dónde hay que buscar. Empieza por ver qué productos son los que más porcentaje de ganancia tienen. Ya que, si el trabajo es duro y la ganancia es poca, en corto tiempo es probable que dejes a un lado tus ilusiones. Por eso, lo mejor es seguir los consejos de los expertos que en estas ocasiones vienen de maravilla, siempre haz caso de ellos y tenlos presente.

¿Qué negocio te parece el mejor?

Los siguientes ejemplos de negocio te servirán para darte una idea del funcionamiento de cada modelo con diferentes productos. De esta forma podrás definir con mayor precisión lo que mejor funciona en el mercado.

Negocio A

Imagina que hablamos de una tienda de pinceles con punta de pelo de animal y la reposición de esas puntas a muy buen precio. La idea es traerlos de China por lo baratos que son. Además, se piensa elegir unos 5 o 6 modelos de pinceles y probarlos.

En esta propuesta, un experto diría que el negocio no funcionará porque los pinceles es un único producto, con muy poca demanda y que no habría suficientes clientes como para hacerlo factible. Además de que no tienen margen suficiente.

Negocio B

Se abrirá una tienda con un modelo de tipo marca-distribuidor, en este caso un distribuidor de productos chinos. Para ello se han buscado productos de calidad y se ha realizado previamente un estudio sobre lo que está de moda. Finalmente se ha llegado a conclusión de que el mejor producto es adorno decorativo hecho de bambú.

Se le pidió al contacto comercial que facilite una amplia explicación de las condiciones que utiliza con sus distribuidores. Se llegó a la conclusión de que tiene sentido ser un distribuidor online con productos de esta marca. Así que se tomó la decisión de fijar un tipo de cliente con alto poder adquisitivo. Sin embargo, los expertos tampoco recomiendan esta opción, ya que el problema radica en que se trata de un nicho muy pequeño.

Negocio C

En esta tienda se venderán accesorios para dispositivos móviles y tablets. Estará sobre todo enfocado al nicho de los niños. Será un ecommerce de productos electrónicos táctiles para niños, como leds, bolis electrónicos, protectores de pantalla, fundas y personalización de productos. Darlos a conocer sería la parte difícil, pero en redes sociales y blogs las promociones sí que funcionan.

Según los expertos este programa es el que mejor podría funcionar por la cantidad de móviles y tablets que hay en las casas. El esnobismo de los padres de familia lo trasladan a los hijos y los clientes son potenciales.

Proveedores

La duda es constante con respecto a la elección de los proveedores, aunque en realidad no es una tarea complicada. Para conocer por dónde empezar hay que buscar plataformas de contacto entre distribuidores y vendedores, y empezar a buscar en distintas categorías. Es momento de echar mano del papel, del lápiz, y sobre todo de la calculadora, para hacer bien todo lo que nos ofrecen. Es importante iniciar con precios altos, para que después de ver la demanda se puedan bajar. Además, siempre es recomendable contar con el apoyo de profesionales en el tema para que nos ayuden con cantidades y precios.