Nadie puede con Grúas Gale

Basquetbol de veteranos

on triple marcación, logrando hacer daño bajo el aro.

Grúas Gale confirmó que sigue siendo el rey de la máxima categoría de la Liga Universitaria de Basquetbol de Veteranos tras conquistar su noveno campeonato consecutivo, al derrotar a Fobosur con escore de 53-48.

Esta tercera confrontación de la serie final que había quedado pendiente por el periodo vacacional, se disputó el domingo en el Gimnasio Universitario del Centro. Las hostilidades fueron apretadas en la segunda mitad, incluso Fobosur llegó a darle la vuelta por unos instantes al hoy campeonísimo.

Grúas Gale, nuevamente, al igual que lo hizo en el segundo de la serie y que fue lo que le permitió empatar ésta (tras perder el primer encuentro), salió desde los primeros minutos a lucir concentrado en cada jugada y a ejercer definición en cada oportunidad ante el aro.

Así, se fueron al frente con parcial de 17-9 en el primer cuarto, con lo cual parecía un triunfo fácil.

Grúas Gale se fue al descanso con una importante diferencia a favor, con marcador de 30-22. Pero justo en la segunda mitad del partido vendría la resistencia de Fobosur.

Tras un foul y cuenta se acercaba l campeón, 42-25 y un extraordinario tiro de tres puntos de Alfonso Flores, quien acababa de ingresar al cotejo, permitió el empate a 45. Esto, gracias al breve periodo en el que se le cerraba el aro al campeonísimo.

Ganaron en los últimos minutos

Fue en los últimos minutos cuando Grúas Gale se reencontró con el enceste y aprovechó tiros libres, algunos de ellos generados por faltas acumuladas de los rivales.

Y así, decretar el desenlace de la gran final, conseguir el triunfo, 53-48 y alzar su noveno título consecutivo, teniendo a jugadores como los refuerzos Enrique Ibarra y César “la Máquina” Briseño, como factores clave en su plantel.

Los mejores anotadores de Grúas Gale fueron: Ibarra, con 23 puntos y Joel Díaz, con 16. Pablo Castellanos se despachó con dos espectaculares triples en momentos oportunos en el primero y segundo periodo.

Ambas quintetas ofrecieron un duelazo con sus jugadores de alto voltaje de juego, con sus refuerzos. Fue un choque digno de la definición por el campeonato.