Trabaja Fiscalía contra extorsionadores

Una nueva modalidad del delito de fraude que ha cobrado gran relevancia es el denominado “crédito gota a gota”.

Estamos trabajando en investigaciones específicas sobre las actividades de extorsión de los grupos de colombianos que operan en el estado, señaló Rubén Vasconcelos Méndez, Fiscal General del estado.

Al cuestionarlo sobre las investigaciones para detener a extorsionadores de origen colombiano, el fiscal señaló que en este año han detenido a 19 personas, además de que ubicaron que estos trabajan principalmente en los municipios de Santa Cruz Xoxocotlán y San Pablo Etla.

Lamentó que éstos sigan operando en el estado, pero están enfocando esfuerzos en este tema, sobre todo la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) quien puso a disposición a los 19 detenidos para que sean sacados del país.

“Sabemos las actividades extorsivas que realizan que incluso atentan contra la vida de las personas desde lesiones, amenazas y en algunos casos a tratar de privar de la vida, pero ya llevamos investigaciones muy importantes en cuanto a esta banda”, mencionó.

Vasconcelos Méndez detalló que han identificado que estas personas que hacen préstamos a los oaxaqueños son principalmente colombianos y hondureños.

Por su parte, el coordinador General de la AEI, José Alfredo Álvarez Gómez, destacó: “Ya tenemos focalizados dónde y cómo están trabajando y las redes que han hecho. Muy pronto vamos a dar resultados”. 

Se aprovechan de las personas

Álvarez Gómez pidió a la ciudadanía que debe denunciar este y otros delitos para que ellos puedan avanzar con sus investigaciones, pues ya saben quiénes son y quiénes los ayudan, pero hacen falta las denuncias a estas personas.

Sobre el origen del dinero que prestan estas personas, el Fiscal General señaló que no quiere precipitarse, pero subrayó que no es una manera correcta como lo están realizando.

“Es lamentable que captan a la gente que necesita de un recurso, pero la manera cómo la están engañando no es la correcta porque los están extorsionando. Se basan en una necesidad para terminar extorsionarlos y por la presión que tienen ante ellos pueden privarlos de la vida”, recalcó.

Al cuestionarlo sobre denuncias ciudadanas en las que argumentan que al presentar la declaración, personal de la Procuraduría destaca que no puede actuar ya que el gobernador protege a estas personas, el Fiscal recalcó que “nadie protege a estos sujetos, ni nosotros ni el gobernador”.

Destacó que “han actuado contundentemente y quizá hubo una confusión que se aclarará con los responsables de esa área, pero cada servidor público es responsable de lo que hace ya sea administrativo o penales”.

Gota a gota

Los prestamistas se instalan en zonas de afluencia comercial donde ofrecen a pequeños comerciantes, establecidos y ambulantes, préstamos que van de 2 mil a 60 mil pesos, a través de empresas fantasma, sin la necesidad de un contrato.

Si el interesado accede, en un día recibe el monto solicitado, siendo el único requisito tener un negocio y contar con una identificación oficial.

Estos préstamos suelen tener un interés presuntamente bajo, del 10 o 20% mensual y otros del 1 o el 3% diario.

Debido a que el monto prestado e intereses generados se cobran de manera diaria o mensual, poco a poco la deuda se vuelve impagable, es entonces cuando comienzan las amenazas a las víctimas e incluso roban sus mercancías para exigir el pago.

Los afectados no pueden interponer denuncia porque el préstamo se hace de palabra.

Las deudas, de ese modo, se vuelven impagables porque los intereses moratorios son excesivos.

Según las autoridades capitalinas, quienes participan en este método utilizan una aplicación de teléfono celular, para llevar un control de quién y cuánto les deben.