Contradictorio, impuesto de reconstrucción

SEÑALA DIPUTADO PAVEL MELENDEZ

Meléndez Cruz subrayó que no es posible que dos años después del sismo se pretenda ahora resarcir lo que no se ha hecho con un impuesto a los ciudadanos.

Proponer crear un impuesto para el mantenimiento de la infraestructura educativa en el estado es una contradicción o una mentira, porque el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador anunció aquí el 21 de octubre la puesta en marcha del programa La Escuela es Nuestra, donde los gobiernos federal y estatal se comprometieron a aportar mil millones de pesos para estas acciones, afirmó el diputado del Partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Pavel Meléndez Cruz.

El presidente de la Comisión Especial de Seguimiento al Uso y Destino de los Recursos Presupuestales Asignados a Trabajos de Reconstrucción tras los Sismos del año 2017 en el Estado de Oaxaca de la 64 legislatura, dijo que en la iniciativa enviada al Poder Legislativo se plantea una reforma a la Ley de Hacienda para crear un impuesto para la reconstrucción por los sismos del 2017, sin embargo en el proyecto de la Ley de Ingreso estatal se plantea el impuesto para la rehabilitación de escuelas, “entonces ni siquiera sabemos la verdad para qué se quieren esos recursos”.

“Yo no creo que para implementar el programa La Escuela es Nuestra el gobierno del estado tenga ahora que recaudar el dinero que prometió, porque yo entiendo que si se comprometió ese recursos ya lo tenían en el presupuesto programado de este año; de tal manera que los diputados tenemos que hacer una análisis exhaustivo de este tema y yo voy a proponer derogar el capítulo de la Ley de Hacienda para que no exista este nuevo impuesto”.

Meléndez Cruz subrayó que no es posible que dos años después del sismo se pretenda ahora resarcir lo que no se ha hecho con un impuesto a los ciudadanos, “porque hubo mucho presupuesto federal y estatal y, entonces, dónde quedó”.

"No ha quedado claro"

Comentó que la comisión especial ha solicitado informes a las autoridades estatales para ver qué ha pasado con los recursos de la reconstrucción y “aunque sabemos que ningún recursos es suficiente, todavía hay muchos rezagos en la atención de los sitios y monumentos históricos, las viviendas, las escuelas y salud”.

“Desde luego que no ha quedado claro el uso y destino de los millonarios recursos que aportó supuestamente el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, ni el gobierno estatal, en estos dos últimos años para la reconstrucción; muchos menos con el dinero recaudado a nivel internacional, así como las aportaciones de organizaciones no gubernamentales y hasta personas físicas”.

El legislador expresó que todos los que se asumen como parte de la cuarta transformación deben actuar bajo los principios de cero opacidad, transparencia, rendición de cuentas y combate a la corrupción. “En este contexto me extraña que se haga este planteamiento y, la verdad, no coincido; este no debe ser el mecanismo para recaudar dinero para la reconstrucción, primero se tiene que dar una muestra de austeridad, de apretarse el cinturón, antes de apretar el cinturón al pueblo de Oaxaca”.

Insistió que a pesar de que se dijo en su momento que los recursos se habían utilizado para la reconstrucción, en realidad no fue así, “por lo tanto ahora requieren cubrir toda esta situación, por eso es importante que se explique qué pasó con los recursos erogados por el Fonden, el Iocifed, así como todas las dependencias involucradas en la reconstrucción”.

Manifestó que la Secretaría de Finanzas debe aclarar para qué se utilizarían los recursos recaudados: para la reconstrucción por los sismos del 2017 o para la rehabilitación de los espacios educativos, “porque insisto, ya hay un programa La Escuela es Nuestra que incluso lleva un avance significativo en la entidad y únicamente utilizando recursos federales”.