Harán huelga de hambre jubilados de Sección 22

Mario Jiménez LeyvaMario Jiménez Leyva

Los docentes demandan se les entregue su prima de antigüedad.

Este viernes les toca turno a los jubilados de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores del Estado (SNTE) para bloquear las calles de la capital de Oaxaca de Juárez y manifestarse con una huelga de hambre. 

De acuerdo con Miriam Avendaño Ramírez, representante del Comité de Jubilados de 2008, diez profesores comenzarán una huelga de hambre enfrente de la Casa Oficial de Gobierno para que se hagan notar y puedan ser atendidos por el gobernador estatal.

Señaló que no tienen contemplada alguna marcha, solamente la huelga de hambre, pero si esta no funciona, tendrán que tocar otras puertas.

La profesora abundó que desde el año de 2009 comenzaron el trámite legal para recibir su prima de antigüedad; no obstante, no han recibido ningún pago, por lo que están tomando estas acciones ya que son parte de sus derechos como trabajadores de la educación.

“El Gobernador también va a llegar a la edad que tenemos; todos llegan. Por eso, ahorita necesitamos nuestro dinero, pero él ya no quiere que exijamos”, reclamó la profesora.

Por tal motivo, Avendaño Ramírez, quien representa a 640 jubilados de los más de 20 mil que hay en el estado de Oaxaca, detalló que la huelga de hambre comenzará a las 8:00 horas de la mañana con la noción que es una cuestión delicada, “pero nos están obligando a hacerla”.

“Queremos que nos hagan caso, que nos digan cuándo nos van a pagar, pues ya están los laudos, sólo nos deben decir que ya vayamos; es un derecho que nos corresponde”, expresó la inconforme.

Abundó que el recurso que solicitan los profesores jubilados son un total de 15 millones de pesos, que “no es tanto, ya dividiéndolo”, pues les corresponde a cada maestro 29 mil pesos por el trabajo realizado.

Abundó en que han ido incluso con la Comisión de Derechos Humanos que los está apoyando, pero ni así han obtenido los resultados que quieren.

Asimismo, recalcaron que el dinero que están solicitando “no es mucho” pues son mil pesos anuales los que deben recibir como lo hacen los profesores en otros estados, “aquí en Oaxaca, es un mínimo lo que nos deben pagar, y aún así nos lo niegan”.

Para finalizar, Miriam Avendaño Ramírez, representante del Comité de Jubilados de 2008, lamentó que el gobernador siempre diga “ya los estamos trabajando, lo estamos viendo, les estamos dando trato digno”, cuando la realidad es otra.