MISCELÁNEA| Gabriela Mistral en Oaxaca

Gabriela Mistral: “Gracias a México”.

Hoy, que se decide al Premio Nobel de Literatura 2019, recordamos a Gabriela Mistral, quien en 1945 fue honrada con ese galardón, siendo el primero obtenido por un creador latinoamericano. A propósito, alguna vez Jorge Luis Borges afirmó que ella era “una superstición chilena”.

Lucila de María del Perpetuo Socorro Godoy Alcayaga, originaria de Vicuña, región de Coquimbo, Chile, mejor conocida como Gabriela Mistral – seudónimo adoptado en homenaje a dos poetas de su predilección: Gabriel D'Annunzio y Frédéric Mistral – es invitada a nuestro país en el año 1922 por el Secretario de Educación José Vasconcelos, a colaborar en las reformas educativas que entonces implementaba el gobierno de Álvaro Obregón.

Durante su primera estadía en México (1922-1924), Gabriela Mistral se integra a las Misiones Rurales,impulsa las bibliotecas ambulantes, las escuelas nocturnas y la alfabetización dirigida a mujeres y hombres, especialmente indígenas y trabajadores, y traba amistad con personajes singulares de la cultura nacional, como Alfonso Reyes, Diego Rivera, Frida Kahlo, Guadalupe Amor y los expresidentes Álvaro Obregón, Lázaro Cárdenas y Miguel Alemán.

Gabriela Mistral y María Sabina

Acompañada por las maestras Palma Guillén y María Dolores Arriaga, la poetisa trabaja en distintos pueblos y ciudades del país; así, vive cortas temporadas en Veracruz, Jalisco, Morelos, Zacapoaxtla, Puebla y Pátzcuaro y Janitzio, en Michoacán.

En carta a su amigo Eduardo Barrios, le comenta que el secretario José Vasconcelos le encomendó la preparación de un libro de lectura para mujeres y también que “tendré la organización de las escuelas indígenas en el Estado de Oaxaca”. Aquí conoce muchos pueblos, especialmente Huautla de Jiménez, donde fundó una escuela al aire libre, que hoy lleva su nombre.

Una de sus acompañantes y amiga, la maestra María Dolores Arriaga, cuenta que Gabriela Mistral “se sintió inclinada a trabajar en la zona de Oaxaca, en que detectamos la mayor necesidad. En Huautla de Jiménez fuimos recibidas por María Sabina. (…) Entre los mazatecos, que era la tribu de la Sabina Madre, como la nombra la maestra Mistral, tuvimos experiencias maravillosas; nos dieron más de lo que nosotras les enseñamos”.

Las huertas de Oaxaca

En mayo de 1924, Gabriela Mistral se despide de México; a bordo del buque Patria, escribe: ”Gracias a México, por el regalo que me hizo de su niñez blanca; gracias a las aldeas indias donde viví segura y contenta, gracias al hospedaje, no mercenario, de las austeras casas coloniales, donde fui recibida como hija; gracias a la luz de la meseta, que me dio salud y dicha; a las huertas de Michoacán y de Oaxaca, por sus frutos cuya dulzura va todavía en mi garganta; gracias al paisaje, línea por línea, y al cielo, que como en un cuento oriental, pudiera llamarse siete suavidades”.

Cabe destacar el recuerdo del maestro Octavio Paz, también Premio Nobel de Literatura (1990), sobre la estadía de la poetisa chilena en México: “Recordaré solamente que, entre los escritores hispanoamericanos de la década del 20, invitados por José Vasconcelos, entonces Ministro de Educación de la joven Revolución Mexicana, Gabriela Mistral fue la figura más destacada”.

EX LIBRIS

Gabriela Mistral: Introducción a Lecturas para Mujeres

(Fragmento)

Recibí hace meses de la Secretaría de Educación de México el encargo de recopilar un libro de “Lecturas escolares”. (…) Mi pequeño trabajo no pretende competir con los textos nacionales, por cierto: tiene dos defectos lógicos de la labor hecha por un viajero. He procurado compenetrarme de la sensibilidad y el pensamiento mexicanos; no he podido conseguirlo en unos cuantos meses, naturalmente. Un libro de esta índole, es, a mi juicio, labor de cinco años y necesita mucha tranquilidad de espíritu y un profundo conocimiento del ambiente.

(…) Ya es tiempo de iniciar entre nosotros la formación de una literatura femenina seria. A las excelentes maestras que empieza a tener nuestra América, corresponde ir creando la literatura del hogar, no aquella de sensiblería y de belleza inferior que algunos tienen por tal, sino una gran literatura con sentido humano profundo.(…) Van en esta serie algunas prosas mías, no por vanidoso deseo de arrebatar el comentario al escritor mexicano. Son trozos descriptivos, unos, en los cuales he querido dejar a las alumnas de mi escuela las emociones que me ha dado su paisaje, y otros, el elogio de sus gentes que, hecho por extranjero, no dicen sino su ternura admirativa. (…) He procurado que el libro en general lleve muchas firmas hispanoamericanas. La índole hispanoamericanista de mis “Lecturas” no es cosa sugerida a última hora por el hecho de servir a un gobierno de estos países. Hace muchos años que la sombra de Bolívar ha alcanzado a mi corazón con su doctrina. (…) Tres cualidades he buscado en los trozos elegidos: primero, intención moral y a veces social; segundo belleza; tercero, amenidad.

(…) Será en mí siempre un sereno orgullo haber recibido de la mano del licenciado José Vasconcelos, el don de una Escuela en México y la ocasión de escribir para las mujeres de mi sangre en el único periodo de descanso que he tenido”.

MEMENTO
10 de octubre de 1824: Toma posesión como primer Presidente de México el general Guadalupe Victoria.
11 de octubre de 1990: Octavio Paz gana el Premio Nobel de Literatura.
12 de octubre de1492: El navegante genovés Cristóbal Colón desembarca en una de las islasde las Bahamas y encuentra un nuevo continente: América.
12 de octubre de 1968: Se inauguran los 19vos. Juegos Olímpicos en la ciudad de México.
15 de octubre de 1854: Nace en Dublín el literato inglés Oscar Wilde.
15 de octubre de 1911: Se celebran las elecciones para la Presidencia de la República. Triunfa Francisco I. Madero.
16 de octubre de 1832: Nace en la Ciudad de México, Vicente Riva Palacio, destacado político, escritor y militar liberal.
Contacto: [email protected]