Golpe al crecimiento, recorte al turismo

Emilio Morales PachecoEmilio Morales Pacheco

Sin promoción turística, el estancamiento, temen empresarios

El recorte presupuestal de 42.7 por ciento al turismo propuesto para el 2020 en el ámbito federal podría impactar en el crecimiento económico de Oaxaca, consideró el presidente de la Cámara Nacional de Comercio y Servicios Turísticos (Canaco-Servytur), Ernesto Gutiérrez Jiménez.

“En lugar de un recorte se debió considerar un incremento dado que hay estados como Oaxaca en donde mucha de su economía esta basada en relación al turismo", dijo.

Señaló que, si bien Oaxaca tiene como ventaja el “estar de moda” y ser atractiva por sí sola debido a su gastronomía y cultura, no se deben disminuir los esfuerzos en promoción y programas destinados al rubro turístico.

A mediados de septiembre los secretarios de turismo del país, entre ellos el de Oaxaca, Juan Carlos Rivera Castellanos, acudieron al Congreso de la Unión para gestionar inversiones al menos en el rubro de infraestructura para los pueblos mágicos y no resentir tanto el recorte.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), a nivel nacional en el ramo turístico los hoteles y lugares de alojamiento encabezan la lista de lo que más abona al Producto Interno Bruto Total (PIBT) con 28 por ciento, seguido del transporte con 19 puntos porcentuales, y en tercer lugar, los centros de entretenimiento, bebidas y alimentos con 15 por ciento.

En 2017 el PIBT a precios básicos representó 8.7 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) total del país, en valores corrientes.

A su interior, el PIBT se integró de la siguiente manera: los servicios de alojamiento representaron 28.3 por ciento del valor; los de transporte contribuyeron con el 19.3 por ciento; los restaurantes, bares y centros nocturnos con 15.3 por ciento; la producción de artesanías y otros bienes 10.6 por ciento; el comercio turístico 7.8 por ciento; los servicios deportivos y recreativos 1.1 por ciento; los servicios culturales 1 por ciento; las agencias de viajes y otros servicios de reservación 0.8 por ciento, y el resto de los servicios aportaron el 15.8 por ciento del total.