Ley aborto, sin fanatismo: Marea Verde

Mario Jiménez LeyvaMario Jiménez Leyva

Grupos evangélicos y católicos se apersonaron con una protesta en el Congreso de Oaxaca

Ante el respaldo que un grupo de diputadas han manifestado a una congregación evangélica y otra de católicos opositores a la reforma constitucional que abre la puerta a la despenalización del aborto en Oaxaca, integrantes de Marea Verde hicieron un llamado a legislar “sin fanatismo religioso”.

“Señoras diputadas, #OaxacaEsProvida sólo si se legisla sin anteponer principios religiosos que atentan contra los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres. Exigimos que se respete el #EstadoLaico”, escribieron a través de su cuenta en Twitter correspondiente a la campaña tuitazo colectivo, en rechazo a un estado clerical.

La colectiva feminista que promueve la despenalización del aborto, señaló que la política pública no se hace desde los púlpitos o confesionarios, por tanto el estado laico debe ser respetado.

“El Congreso es una soberanía, llevar imágenes religiosas y oficiar misa al interior del Recinto Legislativo, son una grave falta al #EstadoLaico, no pueden legislar desde su fanatismo religioso”, señalaron.

El foro anti aborto

Y es que en recientes fechas el pleno del Congreso de Oaxaca fue utilizado para la realización de un foro en rechazo al aborto desde argumentos religiosos, logrado bajo la organización de la diputada Magda Rendón Tirado, del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

De la misma manera se permitió que una congregación de evangélicos y un grupo de católicos realizaran actos religiosos, rezos e incluso ingresaran con la imagen de una virgen.

Además de señalar a la diputada Magda Rendón Tirado como una representante popular que con su posicionamiento está violentando los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, Marea Verde agregó en esta misma tesitura aMarychuy Mendoza del Partido Acción Nacional (PAN), Jorge Octavio Villacaña del PRI, así como Laura Estrada Mauro y Rocío Machuca Rojas ambas del partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena). “Nuestros derechos no se consultan ni se negocian”, expresaron.

En un comunicado emitido añadieron que “el derecho a decidir sobre los cuerpos de las mujeres corresponde a las propias mujeres, es un derecho inalienable ¡y de dignidad humana!”.