Inflan Seguro Popular en municipios pobres

Un hombre enfermo toma el sol en San Martín Peras, difícilmente será atendido

En al menos 45 municipios de Oaxaca, 7.5% de las 570 demarcaciones territoriales, la cifra de personas afiliadas al padrón de la Comisión Nacional de Protección Social en Salud o Seguro Popular supera a la cifra de habitantes censados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) y el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social.

De un análisis estadístico realizado por NOTICIAS, Voz e Imagen de Oaxaca, a bases de datos de los tres organismos oficiales se desprenden inconsistencias como que, en al menos 19 municipios, se tienen dados de alta 110% de la cifra de población censada.

Las inconsistencias por datos que no cuadran podrían estimarse en un monto superior a los 511 millones de pesos en un año.

El casos más dramático es el de la Villa Sola de Vega, donde el Seguro Popular manifiesta que atiende a 12 mil 129 derechohabientes, 5mil 716 hombres más 6 mil 413 mujeres, a pesar de que la Encuesta Intercensal 2015 del Inegi señala una población de 5 mil 185 personas, con lo que el listado estaría inflado en 234%.

El Seguro Popular, creado en 2014 y en vías de desaparición para ser sustituido por el Instituto de Salud para el Bienestar, da cobertura a los mexicanos que carecen de servicios sanitarios ofrecidos por el IMSS e ISSSTE. La Federación centralizará la oferta de salud al tomar el control de los sistemas estatales, hospitales regionales y clínicas estatales, además de realizar compras consolidadas de medicamentos para eliminar intermediarios, alcanzar ahorros y garantizar el abasto de medicamentos, de acuerdo a iniciativa a presentarse en el Congreso en las próximas horas o días.

Las inconsistencias van, además, en que en algunos casos se señalan mayor cobertura de salud que la reconocida por el Coneval, que se atienda a más mujeres u hombres o que en al menos 150 municipios se acerca a la universalización de la cobertura del Seguro Popular al manifestar una afiliación superior al 90% de la población de cada municipio.

El términos relativos, la mayor divergencia se muestra en San Carlos Yautepec, municipio enclavado en la Sierra Sur, perteneciente al distrito de Yautepec, donde hay 254% más suscritos al plan sanitario que la cifra de habitantes: una población de 4 mil 19 personas por 10 mil 227 inscritos, 4 mil 922 hombres por 5 mil 305 mujeres. Aquí, el 90% de la población está en la pobreza, por lo que ocupa el lugar 246 por grado de marginación en el estado y donde 1 de cada 10 personas carece de cobertura de salud, el 9.% o 385 personas.

Dentro de los 40 municipios más pobres del estado, 8 demarcaciones muestran padrón abultado. Incluso, en 5 de los 13 municipios más marginados la afiliación supera los habitantescensados: San Juan Ozolotepec, Santo Domingo Ozolotepec y San Lorenzo Texmelucan, los tres de la Sierra Sur, San Miguel Mixtepec, San Pedro Yaviche, del distrito de Ocotlán, en Valles Centrales, la quinteta con más del 98% de su población en situación de pobreza y con entre 2.3 y 19% de sus habitantes sin cobertura de salud por parte de alguna institución publica.

En términos absolutos, las inconsistencias municipales alcanzan un diferencia de más de 73 mil personas afiliadas respecto a la cifra manifestada por el Inegi.

Un análisis realizado por el sistema de Salud de Jalisco estimaba en 1 mil 411 pesos el costo per cápita del Seguro Popular; sin embargo, el estudio Costos de los servicios de Salud Pública en México en el Ámbito Federal, publicado el año pasado por el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados (CEFP) estimaba que el costo promedio por afiliado pasó de poco más de 4 mil pesos por un usuario, hasta alcanzar más de 7 mil en 2017 de tal suerte que las inconsistencias detectadas en en el padrón del Seguro Popular alcanzarían una estimación conservadora de 511 millones de pesos en un año.

También en Tabasco

El caso de Oaxaca no sería el único, en marzo de 2018, de acuerdo con una revisión hemerográfica . E Colegio de Abogados de Tabasco (CAT) denunció que entre 2013 y 2014 la Secretaría de Salud de Tabasco infló el padrón del seguro popular, con más de 600 mil personas.

El presidente del organismo colegiado, Sergio Antonio Reyes Ramos dijo quelos recursos federales presuntamente se utilizarían para atender en materia de salud a la población, sin embargo, estos ciudadanos nunca recibieron los beneficios.

Denunció una maniobra por dos causas, una que los beneficiarios, aun sabiendo que no tenía derecho se registró o que fueron incluidos de forma arbitraria donde el ciudadano no tenía conocimiento.

“En ambos casos las autoridades debieron verificar la procedencia del registro de beneficiarios del Seguro Popular”, indicó. La denuncia quedó en eso.

En una nota de la agencia Proceso del pasado jueves 8 se señala que la Secretaría de la Función Pública (SFP) local alista denuncias penales contra el pasado gobierno del perredista Arturo Núñez Jiménez por “inflar” precios en las compras e inconsistencias en la Secretaría de Salud, entre otras instancias.

Al menos 861 mil oaxaqueños vive en alguno de los 248 municipios del estado donde la pobreza alcanza a más del 90% de la población. Sin embargo la base de datos arroja resultados dramáticos, por ejemplo, en Santos Reyec Yucuná, en el distrito de Huajuapan de de León, en la Mixteca oaxaqueña y el más pobre del país, para el Coneval 77% de la población carece de acceso a la salud, a pesar de que el Seguro Popular afirma contar con 91% de cobertura a la población, de los 1 mil 423 habitantes, 1 mil 105 no cuentan con servicio médico, sanitario ni hospitalario.

De entre los 250 municipios más pobres, el pequeño municipio de San Pedro Yaneri, en la sierra Norte, distrito de Ixtlán, es el que cuenta con mejor cobertura sanitaria, el 98.9% de la población, acá las cifras casi coinciden, de los 919 habitantes, 938 cuentan con Seguro Popular.

San Mateo Nejápam, en la Mixteca y San Jacinto Tlacotepec cuenta con una cobertura sanitaria para 98% de su población; para este último, el Seguro Popular señala un padrón de 101% de la población, la afiliación supera en 30 personas la cifra de habitantes, razonable en la diferencia de 2 años entre uno y otro indicador.